Fecha actual 26 Sep 2017 23:55

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]




Nuevo tema Responder al tema  [ 65 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5  Siguiente
Autor Mensaje
 Asunto: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 31 Jul 2014 19:01 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Oct 2008 19:23
Mensajes: 2250
Ubicación: Burgos.
INTRODUCCIÓN.


Imagen

Jan Kiepura en Cracovia (julio de 1935).


El 26 de diciembre de 2013 murió a los 101 años la soprano y actriz húngara Marta Eggerth. Revisando su biografía me enteré de que estuvo casada con Jan Kiepura, un tenor polaco al que escuché hace años en la grabación del conocido Rigoletto en el Met de 1939. La voz de Kiepura me llamó la atención desde el principio, por su luminosidad y porque parecía “vivir” el papel del Duque de Mantua, haciéndolo más creíble que el de otros tenores que había escuchado hasta ese momento. Decidí profundizar un poco más en la biografía y grabaciones de este apuesto cantante, auténtico ídolo de masas en su época gracias a sus admirados –y, en ocasiones, también discutibles - trabajos en el campo de la música y, sobre todo, en el cine. El éxito de Jan Kiepura fue la suma de varios factores: a su carácter franco y optimista, se sumaron un temprano talento para la música, la profunda determinación para lograr sus objetivos y una simpatía reconocida por los colegas de profesión, periodistas y público. Fue uno de los mejores ejemplos de la "Escuela polaca de tenores", que encabezó Jean de Reszke.

Imagen

Junto a la soprano Lotte Lehmann, en Das Wunder der Heliane de Korngold (Viena, 1927).


La meteórica carrera europea de Jan Kiepura fue interrumpida por la Segunda Guerra Mundial. Al igual que ocurrió con otros artistas de la época, el ámbito de sus actuaciones pasó a los Estados Unidos. Como veremos, cantó con frecuencia en Nueva York y Chicago. Tras la guerra, volvió con éxito a Europa y, años más tarde, pudo regresar a su querida Polonia. De alguna manera, la posguerra y la nueva situación sociopolítica en Europa "ocultaron" los éxitos del polaco anteriores al conflicto mundial. Jan Kiepura quedó (casi) en el olvido tras su muerte en 1966. Sólo algunos estudios aislados –casi siempre de autores polacos- han tratado con amplitud la figura del cantante de Sosnowiec. Sin un enfoque tan exhaustivo, pero con mucho entusiasmo, trataremos de arrojar un poco de luz a su figura.

Imagen

Jan Kiepura en Varsovia (1960).


Para profundizar en la biografía del tenor polaco, hemos acudido a dos estupendas monografías del musicólogo y escritor Wacław Panek: “Jan Kiepura - sukces” -que narra la vida y carrera del artista polaco, además de incluir jugosas anécdotas- y “Brunettes, blondes…” (Varsovia, 2007), más centrado en la vida amorosa y familiar del tenor. Panek es, además, autor de otros interesantes trabajos sobre grandes cantantes polacos como Adam Didur, Rosa Raisa y Wiesław Ochman (por citar algunos), disponibles en internet de manera gratuita. Otras fuentes nos han ayudado a ampliar otros aspectos de su biografía, carrera operística, trabajos cinematográficos y cronología de los hechos. La primera parte de esta monografía estará dedicada al periplo vital de Jan Kiepura, con un capítulo final en el que analizaremos la voz y personalidad del tenor polaco. El segundo bloque, más extenso, estará dedicado a su carrera operística, cinematográfica y a sus incursiones en el mundo de la opereta y la canción. Para empezar, escuchemos a Jan Kiepura en la célebre aria de Lyonel de la ópera Martha. En esta interpretación, encontramos algunas de las virtudes de su canto (luminoso, elegante, matizado, ensoñador…) y, por qué no decirlo, algunos de sus defectos (la casi siempre mejorable dicción, por ejemplo). Grabación en Viena del 9 de noviembre de 1937. Dirige la orquesta Carl Alwin:

"Ach so fromm":

_________________
Anche l' idea muor, tu non muori giammai,
tu, l' Eterna canzon!


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 31 Jul 2014 19:13 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Oct 2008 19:23
Mensajes: 2250
Ubicación: Burgos.
Un pequeño inciso. Hasta donde he podido averiguar, Jan Kiepura no cantó en España. En el diario ABC (Madrid, 1 de marzo de 1935) puede leerse lo siguiente:

Imagen


¿Alguien sabe si llegó a concretarse esta temporada de ópera y Kiepura cantó en nuestro país? Al margen de esta consulta, cualquier comentario será bienvenido. :) El lunes continuaremos con la presentación. :ciao:

_________________
Anche l' idea muor, tu non muori giammai,
tu, l' Eterna canzon!


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 31 Jul 2014 23:50 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 09 Ene 2010 0:20
Mensajes: 1204
Ubicación: ¿Invadiendo Polonia?
Ole, ole y ole. El chino más valiente desde Bruce Lee se vuelve a lanzar al ruedo. :aplauso:

_________________
Para saber mucho: vivir muchos años, caminar muchas tierras, leer buenos libros o conversar con amigos sabios y discretos. (Baltasar Gracián)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 31 Jul 2014 23:51 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 09 Ene 2010 0:20
Mensajes: 1204
Ubicación: ¿Invadiendo Polonia?
Y aportaciones, aquí voy a poder hacer muy poquitas. A aprender. :P

_________________
Para saber mucho: vivir muchos años, caminar muchas tierras, leer buenos libros o conversar con amigos sabios y discretos. (Baltasar Gracián)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 01 Ago 2014 1:01 
Desconectado
Concertino
Concertino
Avatar de Usuario

Registrado: 16 Ago 2012 12:55
Mensajes: 873
Se seguirá con gran atención.

:aplauso:

_________________
À partir d´un certain âge, la vie devient administrative - surtout (Houellebecq)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 01 Ago 2014 9:30 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 03 Ago 2009 0:14
Mensajes: 10888
Yo también descubrí a Kiepura en ese Duque de Mantua del MET. Estaré atento a la presentación.

_________________
"L'opera è l'opera, la sinfonia è la sinfonia" (Giuseppe Verdi)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 01 Ago 2014 9:38 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 28 Ene 2008 1:47
Mensajes: 4526
Ubicación: Costasoleña.
Supermaño escribió:
Y aportaciones, aquí voy a poder hacer muy poquitas. A aprender.

Lo mismo digo; mucho ánimo y a por Jan. Le leeré.
Y bravo, Chino. :aplauso:

_________________
"La libertad,el más precioso don que nos dieron los cielos;por ella se debe aventurar la vida;el cautiverio,el mayor mal que nos puede venir."


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 04 Ago 2014 9:35 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Oct 2008 19:23
Mensajes: 2250
Ubicación: Burgos.
BIOGRAFÍA (I): LOS AÑOS POLACOS.


Imagen

El pequeño Jan Kiepura (izquierda), junto a sus padres y su hermano.


Jan Wiktor Kiepura nace el 16 de mayo de 1902, en Sosnowiec (número 6 de la calle Majowa), hijo de Maria Stanisława y Franciszek Kiepura. Por entonces, Sosnowiec era una ciudad industrial polaca en pleno desarrollo, gracias al carbón y al ferrocarril. Sus padres emigraron allí en busca de una vida mejor, se casaron en 1901 y decidieron formar una familia. El pequeno Jan pasó los ocho primeros años de su vida comprimido en ese asentamiento de casas uniformes de ladrillo rojo, correteando por sus estrechas y ennegrecidas calles. En 1904 nace su hermano Władysław que, como veremos, también hará carrera como cantante. En 1910 su padre, que era panadero, se trasladó con la familia a un nuevo domicilio (calle Miła, numero 4), donde Franciszek pudo abrir su propia panadería. Los vapores ácidos que desprendía la levadura de la masa del pan dejaron secuelas en Jan, que tuvo que ser operado varias veces de las vías respiratorias a lo largo de su vida.

Tras graduarse en la escuela primaria, de 1916 a 1921 Jan estudia secundaria en la Escuela Masculina de Comercio. Pronto desarrolló una gran fuerza física, coraje y energía: además de hacer sus pinitos como cantante (su compañero de clase, Wacław Sobol, recordó tiempo después como en sus años escolares le comparaban con Caruso), perteneció a los scouts, jugó al fútbol en un equipo local, practico boxeo y, con 16 años, entró en contacto con el ejército polaco, participando en el levantamiento de Silesia de 1919 (donde su hermano fue herido de gravedad) y en la Guerra Polaco-Sovietica (1920), junto a su padre y hermano. En la escuela, sus notas fueron aceptables; pero su comportamiento no era tan bueno y los profesores le consideraban un alborotador. Finalmente, se graduó el 19 de junio de 1921. ¿Qué hacer a continuación? Por iniciativa de su padre, Jan se matricula el 21 de octubre de ese año en la Facultad de Derecho de Varsovia. Pero él no quiere ser abogado, su sueño es otro: cantar. Sabe que en Varsovia le será más fácil encontrar buenos profesores de canto, por eso accede a ir. Jan Kiepura deja su querida Sosnowiec, la ciudad que fue testigo de sus primeros 19 años de vida.

Imagen

Kiepura (centro) con sus compañeros de instituto.


En Varsovia realiza una audición para Mateusz Gliński –redactor jefe de la revista Muzyka-, conocido por su pluma afilada y por tener contactos en el mundo de la música en la ciudad. Años después, Gliński recordó como fue ese primer contacto con nuestro tenor:

"Tendría poco más de 20 años. No era alto, sí delgado, incluso algo demacrado; pero parecía simpático. Tenía un temperamento vivaz, lleno de confianza e incluso descaro. Sus ojos tenían una expresión inteligente, pude comprobar que este muchacho sabía exactamente lo que quería. En la boca, de vez en cuando, dibujaba una sonrisa en la que mostraba sus dientes blancos y hermosos. Lanzó algunas notas agudas de gran alcance que hicieron temblar la lámpara de araña que colgaba sobre la mesa. La voz me pareció que tenía gran clase".


Jan y Mateusz desayunaron y charlaron en la casa de éste. A continuación, Kiepura le cantó una de sus canciones favoritas: la barcarola "Ach, zejdź do gondoli", de Jan Gall. Gliński le comentó:

"Tienes una voz única, muy singular, pero la emisión no es buena y la interpretación ha resultado primitiva, con detalles exagerados".


Poco tiempo después, Gliński le presenta a un amigo que también quiere escucharle: el compositor Adam Wieniawski, que tenía contactos en la Ópera de Varsovia. Kiepura interpreta para él la canción "Na ust koralu", de Lucjan Marczewski, y la romanza del segundo acto de Carmen, tras lo cual Wienawski se compromete a mover hilos en el Teatro Wielki de Varsovia para el debut de nuestro tenor. Para ambientar este momento, escuchamos a Kiepura en la mencionada canción (grabación del 1 de agosto de 1941, con Otto Herz al piano):

"Na ust koralu":


Aunque se somete a algunos tratamientos y operaciones en 1920 y 1921, los problemas respiratorios –al parecer, una rinitis crónica- de Jan Kiepura continúan. Decide acudir a la consulta del doctor Grocholskim, uno de los más celebres de Varsovia. Jan se entera de que también ha tratado a Ignacy Dygas, por entonces el más famoso tenor de la capital polaca. Dygas tuvo un éxito apoteósico cantando Lohengrin en Parma. A partir de ese momento, su fama se extendió rápidamente y cantó por todo el mundo (en el Teatro Colón de Buenos Aires, por ejemplo), junto a grandes cantantes. Cuando Polonia recuperó la independencia, volvió a su país natal y, desde entonces, se convirtió en el rey del Teatro Wielki de Varsovia. Kiepura está esperanzado, pero las noticias no son buenas: tras examinarle, el doctor le recomienda "cambiar sus planes de vida y renunciar al estudio del canto" y añade que su dolencia es incurable. Fue un mazazo para Jan, pero aún así continuó con su empeño de ser cantante.

Gracias a un amigo, en 1922 Kiepura empieza a dar clases de canto con el que sería su primer gran maestro: el cantante Wacław Brzeziński, famoso por su depurada técnica vocal, sus dotes actorales y, sobre todo, por su hermosa voz de barítono lírico (en la época, era conocido como el "Battistini polaco"). Hombre humilde (en la cima de su carrera, se retiró para dedicarse a la enseñanza del canto) de gran corazón, ingenioso y amante de la poesía, se convirtió en un referente para nuestro tenor. Los costes de los estudios universitarios casi dejaron sin dinero a Jan Kiepura. Por ello y por los progresos de su alumno, Brzeziński decidió dejar de cobrarle las clases de canto pasados unos meses. Kiepura también recibió lecciones de Tadeusz Leliwa, -más conocido como Enzo Leliva-, tenor que fue invitado a la Scala por el mismísimo Leoncavallo. Cantó mucho en Italia y América, retirándose tras interpretar Halka en Kiev (1919). Entonces, regresó a Varsovia como profesor.

Imagen

Jan Kiepura, en su etapa de estudiante en Varsovia.


Pero volvamos a Jan Kiepura. En enero de 1924 es admitido como estudiante en el Teatro Wielki de Varsovia, donde puede escuchar a los grandes tenores de entonces, como Dygas y Gruszczyński (dos cantantes que, sin embargo, intentarían obstaculizar su carrera, sobre todo el primero). En presencia de la directiva del teatro, canta arias de Tosca, Carmen y Les Huguenots. Es admitido en el coro del teatro y, poco después, da un exitoso concierto como solista en el Conservatorio de Varsovia, sustituyendo a un tenor indispuesto. Kiepura estaba tan centrado en su incipiente carrera como cantante que había descuidado bastante sus estudios de Derecho en la Universidad. Viaja a Sosnowiec para contarle, ilusionado, las novedades a su familia. Pero su padre reaccionó mal y se produjo una fuerte discusión. El taxista que llevó a Kiepura a casa desde la estación, al ver tan tremenda escena, se marchó asustado, sin cobrarle el importe del viaje. De vuelta en Varsovia, en febrero de 1924 debuta en el Teatro Wielki de la ciudad, cantando la breve parte de montañero, en la opera Halka de Moniuszko. Su presentación en la opera no pudo ser mas desafortunada. Tratando de obtener mas protagonismo del debido, alargó algunas de sus notas hasta la extenuidad, ignorando las indicaciones del director. Por ello, fue expulsado del coro y del teatro.

Jan regresa muy desanimado a Sosnowiec y vive una temporada con un amigo. En diciembre de 1924 da un recital en la ciudad con arias de ópera (Carmen, Aida y Pagliacci). Pronto se difunde la noticia de que hay un gran tenor en Sosnowiec, hijo de un panadero. Tiene suerte y se encuentra con el profesor de canto Ignacy Darmuth, que en aquel estaba en Sosnowiec visitando a unos amigos. Pasados unos meses, por recomendación suya, Jan Kiepura consigue el ansiado debut profesional que le catapulta a la fama: el papel protagonista de Faust, en Lvov, el 15 de enero de 1925, junto a Helena Lipowska (Margerite) y Jan Zapoth (Mefistofeles) y dirigido por Milan Zuna. En Poznan cantó la parte pocos días después, el 26 de enero. Los ecos de su éxito llegan a oídos de Emil Młynarski, director del Teatro Wielki de Varsovia, que le contrata para cantar Faust. 11 de febrero de 1925: el público del teatro fue informado de que el tenor inicialmente previsto, Adam Dobosz, estaba indispuesto. Nuestro tenor cantaría en su lugar. Jerzy Waldorff, en su biografía sobre Jan Kiepura, menciona como la inicial decepción del público dio paso a un entusiasmo generalizado conforme avanzó la función, que culminó con una gran ovación final. Karol Stromenger, en el Kurierze Porannym, comentó acerca de nuestro tenor:

"Cantante de voz sonora y timbrada, de fáciles agudos. Tiene un sentido de lirismo natural, sin exageraciones, pero aún no posee una buena dicción. El señor Kiepura canta con un incuestionable talento, que merece determinación y cuidado para no perderlo. Su apariencia simpática sintonizó bien con la representación".

Imagen

Fausto en Varsovia (1925).


Su éxito es mayúsculo: en los meses siguientes, cantará en el teatro de la capital Cavalleria Rusticana (abril), Rigoletto (mayo) y Halka (interpretando, ahora sí, el papel protagonista: Jontek). En 1926 debuta las partes de Stefan de Straszny dwor (La Casa Embrujada) de Moniuszko, Cavaradossi (Tosca) y Rinnunccio de Gianni Schicchi (dirigido por Artur Rodziński). Algunas funciones de este título pucciniano quedaron suspendidas por el fallido "Golpe de Estado de Mayo", que provocó situaciones tensas en la capital: se cortaron las líneas telefónicas, tiendas y teatros permanecieron cerrados, algunas calles se llenaron de barricadas e incluso hubo tiroteos. Tras la tormenta, las funciones de Gianni Schicchi se reanudaron y Kiepura tuvo buenas críticas. A unas de las representaciones en las que cantaba Kiepura, acudió como espectador el célebre bajo Adam Didur, por aquel entonces una estrella del Metropolitan y rival de Chaliapin. Los cantantes jóvenes consideraban a Didur una especie de Dios y temían incluso hablar con él. Jan le escribió, pidiéndole apoyo para lanzar su carrera. El bajo quedó agradecido por su confianza y movió hilos para que Kiepura pudiera debutar en Viena.

Para ilustrar esta primera etapa del tenor, le escuchamos en su primera grabación comercial: las arias del primer y cuarto acto del Duque de Mantua, de Rigoletto. George Szell dirige a la Orquesta de la Staatsoper de Berlín. Grabaciones del 10 de noviembre de 1926:

"Questa o quella":

"La donna è mobile":


Encontramos una interpretación meritoria de estas páginas (mejor en la sólida romanza del primer acto que en la “canzonetta” del cuarto, resuelta de manera un tanto primaria), en las que el tenor exhibe gusto por el matiz y un canto elegante. Por el contrario, la dicción es pobre y el fraseo caprichoso. Conviene resaltar la juventud de Kiepura (24 años en la fecha de la grabación), que afronta con madurez –y cierta fogosidad- estas arias.

_________________
Anche l' idea muor, tu non muori giammai,
tu, l' Eterna canzon!


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 05 Ago 2014 5:47 
Desconectado
Primer atril
Primer atril
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Jun 2012 6:09
Mensajes: 242
Ubicación: Tomando un café y comiendo unas galletas.
Conozco poco de Kiepura... será un gran placer aprender de él...
¡Gracias, Chino!

_________________
-Sono andati?... Sei il mio amore e tutta la mia vita!
-Ah... mia bella Mimì!
-Son bella ancora?
-Bella come un'aurora.


(Si no lloras... No has vivido)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 05 Ago 2014 10:42 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Oct 2008 19:23
Mensajes: 2250
Ubicación: Burgos.
BIOGRAFÍA (II): "EL REY DE LOS TENORES".


Imagen

Jan Kiepura, junto al periodista Michał Orlicz y al actor Igo Sym (Viena, 1927).


En Viena, tras algunas presentaciones y audiciones privadas, se da a conocer en conciertos y en un curioso Die Fledermaus (cantando la parte de Alfred) en el Theater an der Wien. En el verano de 1926, conoce al director de la Staatsoper vienesa, Franz Schalk. Éste, encantado con la voz del tenor polaco, le ofrece cantar Tosca en el célebre teatro vienés. "¿Puedes cantarla en italiano?", preguntó Schalk. "Por supuesto", respondió Kiepura. Su compañera de reparto fue la soprano Maria Jeritza, de 39 años, entonces en plenitud de facultades y triunfante en los grandes teatros de Europa y en el Metropolitan. Tal fue su celebridad que Puccini la consideró una gran Tosca y Strauss la invitó a cantar en muchos de sus estrenos. Pero volvamos a esa Tosca vienesa (22 de septiembre de 1926). Comenzó la representación: el público estaba tan emocionado con la interpretación del "Recondita Armonia" por Kiepura, que no se quejó cuando el tenor continuó cantando la ópera en polaco, inseguro de su italiano. La función fue muy aplaudida por los espectadores. La revista polaca Muzyka comentó lo siguiente acerca de Kiepura:

"La frescura de la voz, su brío juvenil y su temperamento fogoso, provocaron el entusiasmo y se convirtió en la principal atracción del público".

Volvemos a desempolvar sus primeras grabaciones con George Szell y la Orquesta de la Staatsoper de Berlín (10 de noviembre de 1926), para escuchar al tenor polaco en las romanzas del primer y tercer acto de Tosca. Hay que resaltar la suavidad con la que aborda algunas notas ("Recondita Armonia, di bellezze diverse…", 00:24-00:38 del primer corte) y la elegancia de la interpretación, a pesar de la mejorable pronunciación del idioma:

"Recondita Armonia":

"E lucevan le stelle":


La prensa vienesa estaba dividida: algunos medios le consideraban "El Rey de los tenores" y "El sucesor de Caruso"; otros recalcaron, con cierta malicia, que era el tenor mejor pagado de Viena y señalaron algunas deficiencias en su actuación. Además, se encontró con el recelo de los dos tenores que en aquel momento triunfaban en la capital austriaca: Alfred Piccaver y Leo Slezak. Este último, hombre ingenioso, gran cantante (alumno de Jean de Reszke, al igual que Maria Jeritza y Enzo Leliva) y muy admirado, ya no estaba en su mejor momento vocal. Por aquel entonces tenía 53 años y lejos quedaban los tiempos en los que rivalizó con Caruso en el Metropolitan. Schalk contó con Slezak y Kiepura para el estreno de Turandot en Viena. Finalmente, Slezak y Lotte Lehman cantaron en la función inaugural (14 de octubre de 1926) y Jan Kiepura al día siguiente, junto a la soprano húngara Maria Németh (este último reparto se acabó imponiendo en sucesivas reposiciones de Turandot en Viena).

El éxito de Kiepura parece imparable: nadie imaginaba dos meses antes que este joven tenor pudiera ser tan popular en Viena. Una semana después del estreno de Turandot, da un concierto en la Grosses Konzerthaus vienesa. Las 2500 localidades se vendieron enseguida. Incluso, antes del concierto, la policía tuvo que acudir para dispersar a la multitud que quería escuchar al tenor polaco pero no tenía entrada. La velada fue un éxito. Tras los bises, los organizadores tuvieron que apagar completamente las luces para que el entusiasta público saliera del edificio. Como veremos, este tipo de conciertos exitosos y multitudinarios serán frecuentes en la carrera de nuestro tenor. Ese mismo año, también debuta en Berlín –donde canta conciertos y óperas: Rigoletto, Tosca y Turandot-, ofrece un curioso Raoul de Nangis (Les Huguenots) en Budapest y realiza sus primeras grabaciones, que hemos escuchado anteriormente.

A principios de 1927, tras su debut en el Royal Albert Hall londinense, se toma un descanso. La intensidad de los últimos meses le ha debilitado física y mentalmente. Durante una visita a Krynica, decide invertir parte de su dinero en un proyecto que tiene en mente desde hace tiempo: construir un hotel de lujo en la ciudad. Para ello, cuenta con el joven arquitecto Bohdan Pniewski (más conocido por reconstruir el Teatro Wielki de Varsovia tras la Segunda Guerra Mundial) y la supervisión de los padres del tenor. El llamado Hotel "Patria" de Krynica costó varios cientos de miles de dólares y fue inaugurado en la Nochebuena de 1933. Allí se hospedaron personajes de la nobleza, cantantes y amigos de Kiepura. En 1939 fue ocupado por los nazis y, finalmente, la propiedad fue nacionalizada por las autoridades soviéticas en mayo de 1949.

Imagen

Kiepura, con su hermano Władysław y Marta Eggerth (entre otros), frente al Hotel "Patria" (Krynica, 1935).


Volviendo a 1927, Jan Kiepura canta en Viena Fausto (junto al bajo Fiódor Chaliapin), Turandot y Das Wunder Heliane de Korngold. Años después, el compositor quiso contar con nuestro tenor para el estreno de Die Kathrin, pero los compromisos de Jan en el Metropolitan le impidieron tomar parte en el proyecto. La popularidad del tenor estaba en ascenso, algo que no le perdonaron sus detractores en Viena y Varsovia. Kiepura presumía públicamente de su sueldo (en 1927, llegó a cobrar 1500 dólares por función), de haberse comprado un Mercedes, de sus éxitos profesionales, del proyecto del Hotel "Patria", etc. Fue la gota que colmó el vaso. En junio, durante un concierto en Varsovia, la ciudad se llenó de panfletos contra el tenor (un artículo titulado "Kiepurada", que se publicó poco antes en prensa). El concierto, sin embargo, fue bien recibido por prensa y público. Su amigo Mateusz Gliński, escribió en la revista "Muzyka":

"El tenor defendió victoriosamente, contra la opinión de la capital –en general, restrictiva y escéptica respecto al talento de sus compatriotas- su gran reputación adquirida en el extranjero […] Kiepura alcanzó los más altos niveles del arte vocal".

A finales de año (12 de diciembre), graba en alemán "Non piangere, Liù" y "Nessun Dorma" de Turandot. Le acompañaron el director Manfred Gurlitt y la Orquesta de la Staatsoper berlinesa. No es la mejor interpretación de Kiepura, que se encuentra incómodo con la tesitura de un papel al que intenta llevar a terrenos más líricos, con desiguales resultados:

"O weine nicht, Liù":

"Keiner schlafe":


En 1928, firma un contrato con la directiva de la Scala de Milán que le permite cantar en tres temporadas consecutivas. Debuta en el teatro italiano, como Calaf, el 28 de abril de ese año y, a continuación, canta Cavaradossi. En ambas ocasiones, fue dirigido por Arturo Toscanini. Sigue triunfando en Europa (Tosca en París, el 12 de mayo) y no olvida sus compromisos en Polonia: conciertos, Tosca en Poznan y Varsovia, etc.

Hagamos un paréntesis de "crónica rosa" 8). El apuesto Jan Kiepura siempre tuvo un gran éxito con las mujeres. En sus años de estudiante en Sosnowiec, conoció a una chica de la que poco se sabe (él la llamaba cariñosamente en sus cartas "Guga", "Kitten", "Mizik" y "Zionek"). La relación se enfrió cuando Jan marchó a Varsovia y acabaron rompiendo. Años después, en el verano de 1928, conoce a la bellísima Zofia Batycka, de 20 años, en Lvov. La inicial relación de amistad, derivó en noviazgo. Tiempo después, Zofia ganó el concurso Miss Polonia, en su segunda edición, en 1930. El éxito de la modelo se convirtió en descaro: cuando se convocó el concurso al año siguiente, Batycka se negó a abdicar en el trono de la belleza, a pesar de las amenazas de los organizadores. El concurso tuvo que ser suspendido. El éxito de ambos –ella empezó una carrera como actriz – les acabó distanciando, aunque siempre mantuvieron una relación cordial.

El 9 de febrero de 1929 Kiepura participa en el estreno en la Scala de Milán de Le preziose ridicole, de Felice Lattuada, junto a Mafalda Favero, Ebe Stignani y al director Gabriele Santini. En verano (julio y agosto), da una gira en América del Sur: canta en Río de Janeiro, Buenos Aires y Montevideo, interpretando Rodolfo de La Bohème, Cavaradossi, Duque de Mantua y Alfredo de La Traviata. Después de volver de Sudamérica, en el otoño e invierno de 1929 canta en varias ciudades europeas. En Varsovia es recibido casi como un héroe: la prensa destaca sus recientes éxitos en La Scala y Viena. En el Teatro Wielki de la capital, participa en noviembre en Tosca, La Bohème y Rigoletto. A finales de 1929 la carrera de Kiepura parece imparable; pero la apretada y fatigosa agenda de los últimos meses, a lo que se suman algunos problemas de garganta, le obligan a tomarse su carrera operística con más calma. En enero de 1930, escribe a sus padres para anunciarles que ha firmado un contrato con Tonfilm. Es el comienzo de la aventura cinematográfica de Jan Kiepura.

Imagen

Retrato promocional para la película Die singende Stadt (1930).


Se abre una nueva –y extensa- etapa en la vida de Jan Kiepura. Su creciente popularidad en el mundo de la ópera le facilita, sin duda, su entrada en el cine: fue con la película Die singende Stadt, en 1930 (como curiosidad, hay que señalar que en 1926 ya había participado en la película O czem się nie myśli, pero el papel de Kiepura fue anecdótico). A partir de entonces y hasta 1937 rodará, al menos, una película por año.

_________________
Anche l' idea muor, tu non muori giammai,
tu, l' Eterna canzon!


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 06 Ago 2014 9:50 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Oct 2008 19:23
Mensajes: 2250
Ubicación: Burgos.
BIOGRAFÍA (III): LA BODA DEL AÑO.


Imagen

Jan Kiepura como el caballero Des Grieux (Manon).


Jan Kiepura triunfa en el cine, pero no deja de lado la ópera. En 1931 regresa a La Scala para cantar Manon de Massenet, dirigido por Victor de Sabata y en otoño de ese año canta en la Civic Opera de Chicago. El 8 de junio de 1933 lo encontramos en el Teatro Wielki de Varsovia como Cavaradossi. A finales de año conoce a la soprano y actriz Marta Eggerth, durante el rodaje de su primera película juntos. La que se convirtió en el gran amor de Jan Kiepura, nos narra sus comienzos con el tenor polaco:

"Estaba enamorada de Jan Kiepura incluso antes de conocernos. Lo vi por primera vez cuando vino a Budapest. Él entonces interpretó la parte de Calaf en Turandot de Puccini. Cantó maravillosamente y tuvo un gran éxito. No recuerdo el año, pero Jan ya era muy famoso entonces. Pude conocerlo personalmente cuando hicimos la película «Mein Herz ruft nach dir». Nos presentaron en 1933, un día antes del inicio del proyecto, en el gran baile de año nuevo. Kiepura vino poco antes de media noche. Cuando el productor de la película me presentó a Jan, las luces de la sala se apagaron. Los relojes dieron las doce de la noche. Kiepura me dio la mano, pero no fue un saludo convencional. Al menos, eso fue lo que yo pensé entonces. Sin embargo, él no estaba de buen humor. Estaba enfadado por tener que dar la bienvenida al nuevo año en Berlín y no en Krynica, donde el hotel Patria, que había construido, estaba siendo inaugurado. Comenzamos a trabajar justo después de año nuevo. En su tiempo libre, Jan estaba constantemente rodeado por una multitud de admiradores, a quienes se dirigía en varios idiomas. En alemán, inglés, polaco, italiano y francés. Por desgracia, no se fijó en mí en absoluto. Incluso comentó que como él había actuado en la Opera de Viena y la Scala, no cantaría un dúo con la «pequeña» Marta Eggerth. Él, que había cantado con Maria Jeritza, Lotte Lehman y otras grandes estrellas. Esa «pequeña Marta» me puso furiosa, especialmente cuando noté que él prefería claramente a Danielle Darrieux, la actriz de la versión francesa de la película. Cada tarde, al regresar a casa, le decía a mi madre: «le odio, le detesto». Y mi madre respondía: «estás enamorada de él». Por supuesto, estaba enamorada y celosa…

La película fue rodada en tres idiomas, con una actriz diferente en cada uno de ellos. Finalmente, llegó el turno de la gran escena de amor, con beso incluido. Jan siempre fue celoso de su salud, por temor a las infecciones… Besó a sus tres compañeras. Cuando filmó la versión francesa, en el set, detrás de una pantalla con un paisaje español, su asistente estaba esperándole con agua o algún otro liquido y se escuchó el murmullo de un gorgoteo, como si Jan se enjuagara. Entonces llegó mi turno. Después del beso, Kiepura no se enjuagó… Siempre venia al rodaje con mi madre, pero un día ella estaba ocupada y terminamos el trabajo inusualmente tarde. Jan Kiepura se ofreció a caminar conmigo de regreso a casa. Yo vivía en el centro de Berlín, así que caminamos durante un largo trecho. Era más de medianoche cuando nos encontramos a una vieja florista con una enorme cesta de flores. Kiepura compró todas las flores, me las entrego y dijo: «Señorita Marta, ¿podría prestarme 15 marcos?» Cuando nos despedimos en la puerta de casa, me pregunto en voz baja: «¿sabes por que he comprado estas flores?» En ese momento, esperaba apasionadas palabras de amor, pero no. Jan me dijo que sentía lastima por la anciana mujer, que no había vendido sus flores hasta bien entrada la noche. Sin embargo, ese paseo determinó nuestro futuro. No pensamos en el matrimonio durante un largo tiempo. Un día incluso me dijo, bromeando: «No puedes ser mi esposa por tres razones. En primer lugar, no eres polaca. En segundo, te tiñes el cabello. Y en tercer lugar, eres una actriz». Entonces respondí: «No soy polaca, pero puedo llegar a serlo. En segundo lugar, me tiño el pelo, pero puedo volver a mi color natural. Y en tercer lugar, soy actriz y seguiré siéndolo»".


Tras el estreno de Mein Herz ruft nach Dir, en abril de 1934 la prensa polaca anunció:

"Nuestro compatriota, el famoso tenor Jan Kiepura, ha logrado uno de los mayores éxitos que un artista puede soñar. Un concierto de gala por Jan Kiepura fue organizado en Berlín, con motivo del estreno de su última película. Las ganancias del concierto y la película, se dedicaron a la campaña de ayuda invernal para las personas pobres («Winterhilfe»). El canciller Hitler, el ministro Goebbels y otros invitados de honor asistieron al concierto. El rendimiento de Kiepura se convirtió en una entusiasta manifestación de admiración por el artista polaco. El anuncio del tenor de que cantaría uno de los éxitos de la película, fue recibida con un aplauso interminable del público. La interpretación recibió una ovación entusiasta. La noche antes del concierto, el miembro del parlamento Lipski dio la bienvenida al ministro Goebbels para la cena oficial. Junto a Jan Kiepura, un importante número de invitados del gobierno tomaron parte en la cena…".

Como vemos, la agenda de conciertos del tenor también es apretada, sobre todo en Polonia; pero también triunfa lejos de su patria. A finales de septiembre de 1934 visita Dinamarca y da dos conciertos en el Fórum de Copenhague. Las entradas se agotaron rápidamente, ya que la prensa había informado de la visita del tenor una semana antes de las actuaciones. Cuando el 28 de septiembre Kiepura llegó a la estación de Copenhague, la policía tuvo que acudir para abrir paso al tenor y aplacar a las multitudes. Las entrevistas con la prensa duraron varias horas y, según comentaron los periodistas, el tenor se mostró dispuesto y amable:

"Le hicimos las preguntas más inesperadas, algunas incluso embarazosas. Admiramos su ingenio, sus respuestas cálidas, directas y la sencillez en todo lo que dijo sobre sí mismo […] Nos sobrecogió el amor a su patria […] Habló de sus zapatos de Varsovia, «los mejores del mundo», según decía. Nos enseñó una foto de su Hotel en Krynica, hablando de sus maravillosos alrededores […] En resumen, haciendo publicidad de su querida Polonia".

Imagen

Kiepura, tras el concierto en el Fórum de Copenhague (octubre de 1934).


En su trabajo sobre el tenor, Wacław Panek nos resume lo que ocurrió durante la noche de su primer concierto:

"Es difícil imaginar el impresionante espectáculo que se llevo a cabo en el Fórum la memorable noche del primer concierto. La multitud esperó tensa y expectante, la atmósfera estaba llena de electricidad. Finalmente, se abrió la puerta del escenario y apareció Jan Kiepura. El público danés estaba loco por sus películas […] El programa estuvo compuesto de arias de ópera: Aida, Tosca, La Boheme, Halka (en polaco), Manon y Turandot […] El respeto y admiración de los críticos por sus interpretaciones aparecieron en la prensa del día siguiente: sonido brillante, dominio de la voz, piano sin igual en Manon… Una gran disciplina artística que se reflejó en cada frase y cada nota. Pero el público también esperaba sus exitosas canciones de películas: «Ninon», «Heute Nacht oder nie», «Mein Hertz ruft nach Dir» […] Después de varios bises, los espectadores ya no se conformaron con los bravos y los hurras; cientos de personas quieren tocar a su ídolo. En un momento dado, una joven saltó al escenario y se abrazó a Kiepura".

El segundo concierto lo ofreció, con similar éxito, el martes 2 de octubre de 1934. Para ilustrar lo que pudo ser este recital, le escuchamos en la popular aria "Celeste Aida" de Verdi, que grabó un año antes en París. No es una música ideal para su voz, pero resuelve con elegancia y lirismo la página:



Al mes siguiente (noviembre de 1934) canta en la Opera Comique de París tres de sus papeles más aplaudidos: Cavaradossi, Des Grieux (Manon) y Rodolfo (La Bohème). A principios de 1935, lo encontramos en Cracovia (Tosca, el 10 de enero) y en Berlín, donde da un concierto el 25 de febrero. Por su labor social y musical, ese año es galardonado con la Cruz de Oro al Mérito de Polonia y con la Cruz de Caballero de la Legión de Honor francesa (recibiría posteriormente otras condecoraciones civiles, como la Cruz del Norte sueca y la Gran Cruz de la Orden de Leopoldo I, entre otras).

Por fin, el 31 de octubre de 1936 en Katowice, tuvo lugar la esperada boda de Jan Kiepura y Marta Eggerth. En principio la ceremonia iba a ser secreta, pero la noticia se filtró en la prensa de todo el mundo. A su llegada a la estación de Katowice, una gran multitud estaba esperando el tren donde llegó la joven pareja. El enlace se celebró en la oficina del Registro Civil. Al final de la ceremonia, Jan Kiepura miró en sus bolsillos y se dio cuenta de que no había traído los anillos de boda: "creo que los he perdido", comentó. En ese momento Marta, que le vio pálido y nervioso, intentó contener la risa y sacó de su bolso de mano los dos anillos. El matrimonio tuvo dos hijos: Jan Tadeusz (nacido en 1944) y Marjan Wiktor (1950), este último hará carrera como pianista.

Imagen

Boda de Jan Kiepura y Marta Eggerth. Entre los invitados, podemos distinguir a los padres del tenor.


Tras un exitoso concierto en la Exposición Universal de París (octubre de 1937), Jan Kiepura debuta en el Metropolitan de Nueva York, un teatro en el que habían cantado muy pocos compatriotas hasta ese momento: Marcelina Sembrich-Kochańska, Jean de Reszke, Edouard de Reszke, Felicja Kaszowska y Adam Didur. Este último ayudó a su amigo Jan Kiepura para conseguir el ansiado debut: 10 de febrero de 1938, con Rodolfo de La Bohème. Al parecer, su interpretación de la célebre aria "Che gelida manina" provocó una ovación tan atronadora que Kiepura, de rodillas en el escenario, se vio obligado a incorporarse para agradecer los aplausos. Su presencia en el Met fue esporádica, sumando un total de 5 roles (Rodolfo de La Bohème, Don José de Carmen, El Duque de Mantua de Rigoletto, Des Grieux de Manon y Cavaradossi de Tosca), 29 funciones (18 en Nueva York, 11 de gira por otras ciudades) y 4 conciertos, a lo largo de tres temporadas (1937-38, 1938-39 y 1941-42).

_________________
Anche l' idea muor, tu non muori giammai,
tu, l' Eterna canzon!


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 07 Ago 2014 9:08 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Oct 2008 19:23
Mensajes: 2250
Ubicación: Burgos.
BIOGRAFÍA (IV): UN LARGO EXILIO.


Imagen

Jan Kiepura y Marta Eggerth durante un concierto en Varsovia (29 de junio de 1939).


En Europa se respiran aires de guerra. Durante el verano de 1939 canta en Polonia varios conciertos, con el fin de recaudar dinero para el Fondo de Defensa Nacional. Particularmente emocionante fue el concierto del 29 de junio en Varsovia, emitido por la radio y en el que se cantó el himno nacional polaco. El 1 de septiembre las tropas de Hitler entran en Polonia. El estallido de la Segunda Guerra Mundial encuentra a nuestro tenor en París. Kiepura se une al nuevo ejército polaco en Francia. Según declaró a la prensa (Le Grand Écho du Nord, 10 de septiembre de 1939):

"Ahora soy un soldado, un soldado polaco, y mi mujer servirá en la Cruz Roja polaca. Ambos cumpliremos con nuestro deber".

Durante esta etapa, da conciertos en París y para las comunidades polacas en Francia. En 1940 los nazis, que avanzan imparables por el país galo, le incluyen en el Lexikon der Juden in der Musik (una especie de lista negra de artistas prohibidos por el régimen). Hay que recordar que la madre de nuestro tenor se convirtió al catolicismo para casarse, pero tenía ascendencia judía. Jan Kiepura y Marta Eggerth se ven obligados a emigrar a los EE.UU. y se establecen en Nueva York. Su hermano Władysław también se desplaza a Norteamérica, donde formará una familia y residirá hasta su muerte en 1998. Hagamos un paréntesis y recordemos que también fue cantante. Los inicios de la carrera de Władysław Kiepura se remontan a la decada de los 30. Comenzó su carrera operística, como su hermano, con el rol de Fausto y, además de otros papeles, cantó Halka en Hamburgo en 1935, interpretando la parte de Jontek. En 1936 graba su primer disco y un año mas tarde participa en la película Halka, dirigida por Juliusz Gardan, confiándole el papel de Jontek a Władysław. En youtube está disponible la película completa:

https://www.youtube.com/watch?v=21V6h7WicjY

Recojamos aquí un fragmento para ilustrar la voz de Władysław Kiepura:

https://www.youtube.com/watch?v=m0AlkFhE-F4

Tomó el sobrenombre de "Ladis" para distinguirse de su hermano. Como podemos comprobar, tenía una hermosa voz; pero no hizo una carrera tan importante como la de Jan (aunque llegó a cantar en teatros importantes como la Scala de Milán y el San Carlo de Nápoles). Algunos argumentaron que su baja estatura fue un obstáculo. Sus padres prefirieron quedarse en Polonia durante la guerra. Su madre Maria se ocultó en Cracovia. Más adelante fue trasladada, gravemente enferma, a casa de unos familiares en Końskich (cerca de Kielce), donde falleció el 28 de noviembre de 1943. Su padre Franciszek, que ayudó a célebres compatriotas durante la ocupación nazi, sobrevivió a la guerra y falleció en Krynica el 2 de febrero de 1951.

Durante los años de la guerra, Jan Kiepura actúa en Montreal (1940), en el Met (1941-42) y en la Civic Opera de Chicago (1940-1944). Con sus conciertos, consigue recaudar más de 100.000 dólares para el Fondo de Ayuda Polaco. Algunos de esos conciertos fueron multitudinarios, como el que ofreció en el Madison Square Garden de Nueva York, que acogió a miles de espectadores. Durante su etapa americana sigue realizando grabaciones, como esta bella –en ocasiones, algo lacrimógena- interpretación de la romanza "La fleur que tu m´avais jetée" de la ópera Carmen. Grabación del 9 de febrero de 1942 en el Liederkranz Hall de Nueva York, dirigida por William Steinberg:



En 1943 Jan y Marta se embarcan en nuevo proyecto: La Viuda Alegre de Lehár, en el Majestic Theatre de Broadway. El matrimonio cantaría los dos papeles protagonistas. Edward Ziegler, uno de los jerifaltes del Metropolitan, advirtió a Kiepura que si hacía La Viuda Alegre en Broadway no volvería a cantar en el Met. Pero Jan estaba muy ilusionado con el proyecto y siguió su instinto. No se equivocó: La Viuda Alegre se estrenó en el Majestic Theatre (4 de agosto de 1943) y fue un gran éxito comercial, con 322 funciones en Broadway a lo largo de dos años. La soprano Brenda Lewis, que sustituía a Marta Eggerth en las funciones de matiné, recuerda su primer encuentro con el tenor:

"Nos conocimos detrás del escenario, justo antes de salir a cantar y él me dijo como hacer la ultima escena, cuando cantamos el vals. «Nos tomamos de las manos en el si bemol y cuando te apriete la mano, dejas de cantar», me dijo. Cuando hicimos la escena, cantamos la nota juntos, me apretó la mano y los dos callamos".

Imagen

Kiepura y Eggerth en La Viuda Alegre.


Tras la guerra, la producción de La Viuda Alegre se llevó por Europa (Inglaterra, Francia, Italia y Alemania), cantándose en cuatro idiomas. En total la obra tuvo alrededor de 900 funciones (otros autores mencionan hasta 2000 representaciones), que reportaron al matrimonio Kiepura Eggerth más de 1.000.000 de dólares de beneficios. Viendo el éxito de este proyecto, en 1946 actúa en el musical Polonaise, inspirado en la música de Chopin, de Bronisław Kaper (compositor de cine y autor de la celebérrima canción "Ninon", uno de los "greatest hits" de Jan Kiepura de los que hablaremos más adelante). Tras participar un año en este proyecto, Jan decide trasladarse a Europa con su familia y se establece en París, donde vive varios años. En ese tiempo, el matrimonio trabajó en películas y operetas (Die Csárdásfürstin de Kálmán en París, en 1949-50). En 1952 regresa a Nueva York, instalándose allí definitivamente, aunque siguió cantando en Europa (en 1954 Der Zarewitsch y en 1956 Paganini, ambas en el Raimund Theatre de Viena).

Kiepura intentó volver a Polonia una vez que terminó la Segunda Guerra Mundial, pero las nuevas autoridades soviéticas eran reacias a la entrada de ciudadanos del otro lado del "Telón de Acero". Hasta 1958 no pudo regresar a su país. La prensa polaca de la posguerra fue muy dura con el tenor –también con su mujer-, llegando incluso a descalificativos personales. No le perdonaron sus trabajos con la UFA ni sus actuaciones en Alemania durante el régimen nazi (se conservan imágenes de un concierto en 1935 en Berlín, donde el tenor aparece junto a Joseph Goebbels, Hermann Göring y otros jerarcas nazis). Hay una anécdota relacionada con una de sus estancias en Berlín hitleriano: tras una actuación (al parecer, una función de La Bohème en 1937) Göring, admirador del tenor, fue a visitarlo a su camerino. Allí estaba también Marta Eggerth, a la que el obeso ministro saludó besándole la mano. Se dio cuenta de que ella llevaba las uñas pintadas de rojo y, con cierta desaprobación, comentó a Jan Kiepura:

"Una mujer alemana no debería pintarse las uñas de ese color".

Kiepura, desafiante, le respondió:

"Ella no es una mujer alemana, es mi esposa".

_________________
Anche l' idea muor, tu non muori giammai,
tu, l' Eterna canzon!


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 08 Ago 2014 9:06 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Oct 2008 19:23
Mensajes: 2250
Ubicación: Burgos.
BIOGRAFÍA (V): "EL CHICO DE SOSNOWIEC".


Imagen

Jan Kiepura en su llegada a Varsovia (1958).


Domingo, 7 de septiembre de 1958: Jan Kiepura aterriza en el aeropuerto Okęcie de Varsovia, tras casi 20 años sin poder pisar su país. A su llegada, miles de personas lo aplauden y le piden que cante. En las escaleras del avión, sosteniendo algunos ramos de flores, les ofrece la canción "Ninon". "Es el día más feliz de mis últimos 20 años", comenta el tenor. Una hora más tarde, da una rueda de prensa en el Hotel Bristol de la capital. Los periodistas le preguntan sobre sus últimos trabajos. En el exterior, la gente le pide música. A pesar de que le falta el aire por algunos problemas pulmonares (en 1952, fue operado en Boston de un tumor pulmonar; incluso circularon rumores en prensa de que el tenor no superó la operación y murió), interrumpe la rueda de prensa, sale al balcón del hotel e interpreta varias piezas, terminando el improvisado concierto con "La donna è mobile", para delirio del público. El 21 de septiembre se inicia la gira que le lleva por varias ciudades del país (Lodz, Wroclaw, Katowice, Poznan…), donde interpreta canciones y arias de ópera. En vísperas de una actuación el 30 de octubre, coincide con un colega con el que estudió en Varsovia muchos años atrás, Anatol Wrónski:

"Le miré de cerca. Estaba enormemente cambiado. Su piel parecía un pergamino, con arrugas muy finas que formaban una densa rejilla […] Sin embargo, tenía la misma mirada llena de fuego […] Dimos un paseo nocturno por Cracovia. La noche era cálida bajo la luna […] Nos detuvimos en el monumento a Adam Mickiewicz. El rostro de Kiepura parecía mármol a la luz de la luna. Estaba pálido e inmóvil. Yo sabía que sus pensamientos estaban en otro sitio. Entonces, me comentó: «Aquí de pie, en los escalones del monumento, canté. Fue hace mucho tiempo, sin embargo me parece que fue ayer. A mi alrededor, se reunió una multitud. Sentía la necesidad de cantar para ellos. En ese momento, me di cuenta de que mi voz no me pertenecía, sino que era del público. Así comenzó mi leyenda…»".

Al día siguiente, Kiepura hizo su primera aparición en Cracovia tras la guerra. Según comentarios de Wrónski:

"El ánimo del público y el ambiente de la sala estaban caldeados […] Trueno de aplausos, en el escenario entra nuestro tenor. Él mira a su alrededor, con su resplandeciente sonrisa. Se puede ver que está algo nervioso y emocionado […]. Preguntó a los espectadores: «¿qué queréis que cante? ». «Tosca, Halka, Ay, Ay, Ay»…fue solicitando el público. Sonaron los primeros acordes del piano y el salón se calmó […] «Cantaré Na ust koralu». […] Los éxitos se fueron sucediendo: «Ach, zejdź do gondoli», «Brunetki, blondynki», «Ninon»… Tras cada canción, se oían los gritos y aplausos del público: Aida, Faust... Esto hubiera continuado hasta el infinito, si el pianista no hubiera descendido del escenario. Final del concierto. El escenario se llena de gente: autógrafos, flores, abrazos... En ese momento pensé que el camino a la fama es duro, pero es aún mas difícil de soportar cuando se ha llegado a ella".

Imagen

Recital en el Palacio de Congresos de Varsovia (1958). Kiepura junto a la Orquesta de la Radio de Polonia, dirigida por Stefan Rachoń.


La prensa polaca reseñó el éxito del tenor, pero algunos tabloides le criticaron duramente. En el Dziennik Polski, Lucjan Kydryński escribió:

"El canto es malo […] Es una pena que en estos 20 años cantando no haya modernizado su interpretación […] Lleno de fallos embarazosos, su arte es poco sorprendente […] Pero bueno, cada uno tiene su estilo y hay que aceptarlo".

El artículo provocó un aluvión de cartas al director, quejándose los lectores de que la información que incluía el artículo estaba sesgada. Una muestra más del cariño y la admiración del público por Jan Kiepura. El diario Eco de Cracovia fue más favorable al tenor:

"No hay que ser cantante o docto en los secretos de este arte para reconocer la expresión, el fraseo, la dicción y el canto artesanal de Kiepura, especialmente si nos referimos a su capacidad, sin precedentes, para el sombreado y la modulación vocales, lo que los teóricos del canto llaman cantar en piano o en mezza-voce".

En diciembre de ese año (1958), Jan Kiepura dio otra gira de conciertos en Polonia junto a su mujer. En los años siguientes, visitaría su país de origen en varias ocasiones. De su recital en Cracovia, escuchamos a Jan y Marta en este dúo de la opereta Bitter Sweet, de Noël Coward:

https://www.youtube.com/watch?v=QleWECSd7qA

Para mantenerse en forma durante sus largas giras, Kiepura empezó a tomar "Nujol", un medicamento compuesto principalmente por aceite de parafina, a menudo prescrito para los pacientes con asma. Nuestro tenor, escrupuloso con sus hábitos de salud –insistió en vivir en el Condado de Westchester, en lugar de Manhattan, ya que el aire en aquel lugar era más puro-, tomó "Nujol" en grandes cantidades durante años. En algún momento, durante sus giras a finales de los años 50, comenzó a notar que le faltaba el aire. Fue a ver a un célebre neumólogo de Boston que descubrió, horrorizado, que el aceite de parafina no se disolvía y estaba incrustado en los pulmones del tenor. Tras una operación de seis horas que no logró solucionar el problema, Jan Kiepura comenzó a sentirse un poco mejor, aunque seguía notando que le faltaba el aire.

En la década de 1960, el tenor polaco redujo considerablemente sus actuaciones, aunque seguiría cantando en el extranjero (en el Berlín occidental, dio conciertos en 1960 y en 1965 interpretó La Viuda Alegre).

Imagen

Jan Kiepura y Marta Eggerth en Berlín (1960).


En mayo de 1966, Jan Kiepura cumple 64 años. Sigue en activo e incluso habla de cantar Halka en el Teatro Wielki de Varsovia y de algunas actuaciones para la televisión polaca. Comenta a su familia que tiene previsto cantar un concierto en Port Chester, para la comunidad de polacos en Estados Unidos, el 13 de agosto. El siguiente testimonio es de su hijo mayor, Jan Tadeusz:

"A principios de agosto, mi padre nos habló de un concierto polaco que se iba a celebrar en Port Chester, donde se contaba con su actuación. Mamá se negó a ir en esta ocasión, algo que nunca antes había sucedido. Durante varios meses, tuvo un extraño presentimiento. Llegó el momento en el que papá, sin saber muy bien por qué, nos expresó su aterrador deseo de que, a su muerte, su cuerpo fuera llevado a Polonia y enterrado en Varsovia. A pesar de nuestras objeciones, acude a Port Chester para no decepcionar a su publico. Esa noche, cantó solo en polaco. El éxito fue enorme […] Esta alegría y emoción desatada quizás perjudicó aún más su salud. Al día siguiente, se encontró mal. El lunes 15 de agosto, papá llamó su secretario para dictarle una carta. De repente, telefoneó uno de sus agentes financieros, por el que mi padre sentía un rencor legítimo desde hacia tiempo. La conversación se convirtió en una acalorada discusión y papá tiró el teléfono. Su secretario se fue a buscar unos papeles. Justo en ese momento, mi padre cayó fulminado al suelo. La atención médica fue innecesaria. Papá murió de un ataque al corazón, causado por un fuerte shock mental".

Jan Kiepura fallece en Harrison, en su finca de Rye, cerca de nueva York. La inesperada muerte del tenor polaco causó un gran dolor en su familia, especialmente en Marta Eggerth. El sábado 3 de septiembre de 1966 comienza el último viaje de nuestro cantante. A las 17:40 sus restos mortales, su mujer e hijos llegan al Aeropuerto Okęcie de Varsovia, donde son recibidos por una multitud. Su ataúd, lleno de flores, es trasladado a la Iglesia de la Santa Cruz, en silencio, y acompañado por miles de personas. Al día siguiente tiene lugar el funeral. A las 11 de la mañana, tras el servicio religioso, su féretro es trasladado al Teatro Wielki de la capital, donde miles de ciudadanos pudieron despedirle. Acompañado de unas 200.000 personas, Jan Kiepura fue enterrado a la 1 de la tarde en el Cementerio Powązki de la capital.

Imagen

Funeral de Jan Kiepura (domingo, 4 de septiembre de 1966).


Hombre alegre, familiar, patriota y de gran corazón; otros lo tacharon de egocéntrico, mujeriego y "cantante espectáculo". Según opinión del escritor Wacław Panek:

"De todos los cientos de expresiones con los que se le ha definido, quizás el calificativo más acertado, el que mejor define su actitud ante la vida y su pensamiento, es el que apunta a sus orígenes en Sosnowiec. En esta ciudad, Jan Kiepura no sólo nació y creció. Revisando su biografía, los testimonios de la gente que pudo conocerle, la correspondencia que se conserva, además de otros documentos, he llegado a la certeza de que él siempre se consideró, a pesar de los años transcurridos y de la lejanía, como el chico de Sosnowiec".

Para despedir la biografía, escuchamos a Kiepura en la preciosa "Modlitwa za Polskę" ("Oración por Polonia"), basada en la música de Chopin:



Espero que les haya gustado. En el próximo post, analizaremos la voz y personalidad de Jan Kiepura. :)

_________________
Anche l' idea muor, tu non muori giammai,
tu, l' Eterna canzon!


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 08 Ago 2014 9:18 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 28 Ene 2008 1:47
Mensajes: 4526
Ubicación: Costasoleña.
A mí me ha encantado. Estoy subyugada por esta voz y por estas explicaciones, tan claras y precisas. Siga, que no quiero romper estos posts tan bien realizados y escritos.

_________________
"La libertad,el más precioso don que nos dieron los cielos;por ella se debe aventurar la vida;el cautiverio,el mayor mal que nos puede venir."


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Agosto 2014: Jan Kiepura.
NotaPublicado: 08 Ago 2014 11:24 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Oct 2008 19:23
Mensajes: 2250
Ubicación: Burgos.
Despinetta escribió:
A mí me ha encantado. Estoy subyugada por esta voz y por estas explicaciones, tan claras y precisas. Siga, que no quiero romper estos posts tan bien realizados y escritos.


Muchas gracias por el comentario. :D

_________________
Anche l' idea muor, tu non muori giammai,
tu, l' Eterna canzon!


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 65 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 3 invitados


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

   
     
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com