Fecha actual 25 Sep 2017 2:53

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]




Nuevo tema Responder al tema  [ 102 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5 ... 7  Siguiente
Autor Mensaje
 Asunto: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 2:15 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 4:41 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 14 Mar 2011 22:55
Mensajes: 1921
Ubicación: Nibelheim (obviamente)
Maravillosa película la de Dreyer... Y no menos estupenda la ópera de Marschner...

¡Ah, y enhorabuena por el vídeo...!

Diciembre... ¡el mes de los vampiros...!

_________________
"Tornate all'antico e sarà un progresso" (Giuseppe Verdi, compositor y genio).

Esto y otras muchas cosas más en Desde el Nibelheim


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 11:08 
Desconectado
Concertino
Concertino
Avatar de Usuario

Registrado: 16 Ago 2012 12:55
Mensajes: 873
:aplauso:
Sediento estoy de sa... digo, de ópera del mes.

_________________
À partir d´un certain âge, la vie devient administrative - surtout (Houellebecq)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 13:11 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 28 Ene 2008 1:47
Mensajes: 4526
Ubicación: Costasoleña.
¡Ánimo con ese Vampyr! Estaré atenta,me gusta bastante.

_________________
"La libertad,el más precioso don que nos dieron los cielos;por ella se debe aventurar la vida;el cautiverio,el mayor mal que nos puede venir."


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 13:48 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 14 Mar 2011 22:55
Mensajes: 1921
Ubicación: Nibelheim (obviamente)
La obertura, por ejemplo, es magnífica... De una tensión dramática y una "narratividad" apabullantes. Y el primer monólogo de Lord Ruthven tampoco es moco de pavo...

"¡Ah, qué placer,
el bullir de la sangre
con caricias voluptuosas;
y el libar de los rojos labios,
cual néctar de rosas!..."

¡¡¡Muahhhhhhhhhhhhahhhhhh!!! :deforme:

_________________
"Tornate all'antico e sarà un progresso" (Giuseppe Verdi, compositor y genio).

Esto y otras muchas cosas más en Desde el Nibelheim


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 16:09 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 12 Ene 2010 18:39
Mensajes: 1800
Ubicación: Zaragoza
:aplauso: ¡Bravo, naietta, por devolvernos la Opera del Mes, y por tu infatigable defensa del romanticismo alemán!

Hace unos días me preparé para esta obra viendo una versión "samurai" que no me gustó y, además, me ha dejado una imagen muy distorsionada de la historia. Confío en ti para reubicar la leyenda en su marco europeo.

De momento, un comienzo arrollador y aterrador :twisted:


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 21:04 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Gracias por los ánimos, me harán falta, ya que no he escrito ni una sola palabra hasta el momento. De modo que si me acompañais iremos hilando la ópera del mes entre todos, como vaya saliendo :oops:

Por curiosidad hoy me he puesto a mirar cuantas películas sobre vampiros se han estrenado o estan a punto de hacerlo en este año 2012. Además del filón Crepúsculo, los niños se entretienen con Hotel Transilvania. Underworld 4. Darkshadows. Abraham Lincoln Cazavampiros (cómo siento no haber ido a verla: el título es maravilloso). Vampire Dog. Drácula 3D por Darío Argento. The Brides of Sodom. High Midnight. Buffy Cazavampiros. The Blood Let. Blood Reign. Dance with a Vampire. Destroy. Probablemente haya mas.

Ya hay varias anunciadas para el 2013. Mientras tanto, True Blood continúa su éxito apabullante en su quinta temporada, creo.

Las adolescentes vuelven a llevar vestidos góticos con corsés y bolsos de sarcófago. Se afilan los dientes y se ponen lentillas rojas con pupilas ojivales.

Antes de esto y de la condenada saga que me niego a leer o ver, desde que yo recuerdo el tema siempre ha sido actual, desde varias películas de cine mudo en la primera década del pasado siglo, pasando por las joyas cinematográficas que siguieron a Nosferatu y Dracula, la hilarante profusión de hijos de Drácula, novias de Drácula, perro de Drácula, bebés de Drácula y Drakulitas, hasta los lánguidos vampiros de Ann Rice o la vuelta al origen de Coppola.

Por no hablar, naturalmente, de mi favorito:

Imagen


El filón no se agota, desde luego. Motivo de más para animar a los directores artísticos que me estén leyendo.... (emm... se me escucha???) a poner en escena esta joyita gótica que me propongo presentaros humildemente.

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 21:50 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 12 Ene 2010 18:39
Mensajes: 1800
Ubicación: Zaragoza
naietta escribió:
Abraham Lincoln Cazavampiros (cómo siento no haber ido a verla: el título es maravilloso)

:rolling:


naietta escribió:
Por no hablar, naturalmente, de mi favorito:

Imagen

¡Por supuesto! También el mío, de largo. :D


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 21:59 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Dic 2005 13:54
Mensajes: 12774
Ubicación: Madrid
The Brides of Sodom tiene muy buena pinta.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 22:09 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Si, el título también resulta sugerente :)

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 22:19 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 14 Mar 2011 22:55
Mensajes: 1921
Ubicación: Nibelheim (obviamente)
¡Cuánta razón tiene esa máxima de que los vampiros nunca mueren! Ni físicamente, ni en el favor de los públicos...

_________________
"Tornate all'antico e sarà un progresso" (Giuseppe Verdi, compositor y genio).

Esto y otras muchas cosas más en Desde el Nibelheim


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 22:24 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
1. LAS FUENTES


Imagen


Abril, 1815. Isla de Sumbawa, Indonesia. El volcán Tambora estalla, en la mayor erupción conocida desde el año 181 de nuestra era. Toneladas de gruesas cenizas volcánicas se derraman sobre Borneo, Sulawesi, Java y Makulu. La explosión llega a oirse en Sumatra, a mas de 2000 kilómetros. Mueren 71.000 personas, y las cenizas volcánicas cubren la atmósfera provocando serias alteraciones climáticas en todo el hemisferio norte. El año 1816 fué conocido como el Año sin Verano, la agricultura sufrió gravísimas consecuencias y provocó la peor hambruna del siglo XIX.


Imagen


Mientras tanto, en aquel año sin verano, Lord Byron dejó a su mujer y viajó con su médico John William Polidori, con quien tenía una relación bastante compleja, a Suiza, donde ambos alquilaron la Villa Diodati, en Cologny, al borde del Lago Ginebra. Mas tarde se les unieron Percy Bysshe Shelly, su futura mujer y su hermanastra.

Durante la semana del 15 de Junio de 1816 el no-verano se mostró en toda su crueldad. Una niebla espesísima cubría el cielo, y no se disipaba con el viento ni la lluvia; las temperaturas bajaron sensiblemente. El grupo se vió obligado a permanecer bajo techo, y para entretenerse, comenzaron a leer varias historias de Phantasmagoriana: ou Recueil d'Histoires d'Apparitions, de Spectres, Revenans, Fantômes, &c. Según nos cuenta Mary Wollstonecraft Godwin, que ya había adoptado el nombre de su futuro marido, Byron se cansó de escuchar y propuso que cada uno de los veraneantes escribiese una historia de horror.

Imagen


Citar:
“Su propuesta fué aceptada. Eramos cuatro. El noble autor comenzó una historia, un fragmento de la cual fué publicado al final de su poema de Mazeppa. Shelley, mas apto para plasmar ideas y sentimientos en la luz de una imaginería brillante, y en la música de los más melodiosos versos que adornan nuestro lenguaje, que para inventar la maquinaria de una historia, comenzó una fundada en una experiencia que había vivido al comienzo de su vida. El pobre Polidori tuvo una idea sobre una mujer con cabeza de calavera, que fué tan castigada por fisgar por el agujero de la cerradura-lo que veo olvido-, algo chocante y erróneo, por supuesto... “


Los poetas abandonan su tarea, y Mary se propone crear una historia con la que poder compatir con ellos. Sabemos a qué le llevó su empeño: Frankenstein o el Moderno Prometeo, la primera novela de ciencia-ficción, que publicó dos años mas tarde y se convirtió en un éxito inmediato que aún perdura.

Polidori también desarrolló su vilipendiada historia y la publicó con el nombre de Ernestus Berchtold en 1819; Byron estuvo trabajando en la suya algunos días, haciendo anotaciones que compartía con aquél. Sus relaciones, siempre tirantes, se deterioraron provocando que Polidori se marchase. Byron se fué a Venecia, y los Shelley volvieron a Inglaterra.

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 22:26 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 14 Mar 2011 22:55
Mensajes: 1921
Ubicación: Nibelheim (obviamente)
¡¡Silencio, silencio...!! :-$ Que empieza... :aplauso:

_________________
"Tornate all'antico e sarà un progresso" (Giuseppe Verdi, compositor y genio).

Esto y otras muchas cosas más en Desde el Nibelheim


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 23:12 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Imagen


El pobre Polidori, como le llamaban los Shelley, había sido recomendado a Byron cuando éste buscaba un médico personal para acompañarle en su viaje por Europa. Joven brillantísimo, había recibido su licenciatura con solo 19 años. Al principio quedaron fascinados el uno con el otro. Polidori, amante de la literatura, recibió del editor del poeta el encargo de escribir un diario de viaje por el que le pagaría nada menos que 500 libras. Bien pronto, sin embargo, la relación empezó a ser muy asimétrica. Byron menospreciaba a Polidori, tanto en sus cualidades como galeno como sobre todo en sus incursiones literarias, burlándose de sus intentos de imitarle y criticando abiertamente sus obras de teatro. Si además tuvieron o el médico trató de tener una relación sexual con el poeta, no está claro. Parece que hubo un intento de suicidio después de una bronca especialmente fuerte. La cosa es que terminaron mal y fué despedido de su puesto.

Antes de volver a Inglaterra, Polidori contactó con una condesa rusa que le preguntó si creía que podría hacer algo con el borrador del texto de Byron. Ni corto ni perezoso se puso manos a la obra y escribió una novela, The Vampyre, el único éxito de su vida.

El texto fué enviado al editor londinense Colburn, junto con una carta, parte de la cual se publicó como “Extracto de una carta de Ginebra”, a la cual se sumó esta editorial:

Citar:
“Hemos recibido varias cartas privadas en el curso del último otoño de un amigo en el continente, y entre otras la siguiente, que presentamos al público, puesto que contiene anécdotas de un Individuo, acerca del cual las circunstancias mas triviales, si tienden a marcar incluso los menores rasgos de su mente, no pueden dejar de considerarse importantes por aquellos que aprecian su genio errático pero transcendente. Tenemos un gran gusto en presentar a nuestros lectores la historia que acompañaba la carta”.


Con esta estupenda maniobra de marketing, Colburn liga inmediatamente el recién creado relato a Lord Byron. Bueno, con esa maniobra y titulando el texto “The Vampyre: A Tale by Lord Byron”. El éxito es inmediato.

Polidori escribió a Colburn reclamando la autoría de la historia, y Byron también negó la suya, pero en general se siguió considerando procedente de éste, y la pronta difusión de la obra no molestó a nadie. Casi inmediatamente se tradujo al francés y en un año ya estaba en el teatro.

El resto de la vida de Polidori va de mal en peor. Protagoniza algunos escándalos. Tras abandonar de nuevo Inglaterra vuelve a los Alpes y luego a Milán. Allí tiene un encontronazo con un oficial austriaco y es detenido. La intervención de Byron que parece que conservaba cierto afecto por él consigue que le pongan en libertad pero es expulsado de la ciudad. Sus poemas no obtienen ningún éxito y de hecho los últimos permanecen impublicados.

Vuelve a Inglaterra y, agobiado por las deudas de juego,el 27 de Agosto de 1821, a los 25 años, dos después de la publicación de El Vampiro, se suicida ingiriendo ácido prúsico.

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: Diciembre 2012: Der Vampyr
NotaPublicado: 01 Dic 2012 23:50 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Para quien quiera saciar su curiosidad, aquí podemos leer una traducción del texto de Byron tal y como se publicó tras su poema Mazeppa:

El entierro (The Burial)

Offtopic :
En el año de 17..., después de haber meditado por algún tiempo sobre la posibilidad de viajar por países que hasta ahora los viajeros no frecuentan mucho, partí en compañía de un amigo, a quien me referiré como August Darvell.

Era unos años mayor que yo, un hombre de fortuna considerable y familia de prosapia. Ventajas que él ni devaluaba ni sobreestimaba gracias a su gran capacidad. Algunas circunstancias singulares en su historia personal lo habían convertido para mí en objeto de atención, interés y hasta de estimación, que no disminuían ni sus modales reservados ni las ocasionales muestras de angustia que a veces le acercaban a la enajenación mental.

Yo era todavía un joven y había empezado a vivir temprano; pero mi intimidad con él era reciente: asistimos a las mismas escuelas y universidad; mas su paso por ellas me había precedido, y él ya se había iniciado a fondo en lo que se ha llamado el mundo, mientras yo estaba todavía en el noviciado. Durante ese tiempo, escuché detalles en abundancia tanto de su vida pasada como de la presente y, aunque en estas narraciones había muchas e irreconciliables contradicciones, podía yo inferir que él no era un ser común, sino alguien que, aun cuando se esforzara por no ser conspicuo, seguía siendo notable.

Había trabado conocimiento con él e intenté conquistar posteriormente su amistad, pero parecía que ésta era inalcanzable; los afectos que pudiera haber sentido aparentaban para entonces o haberse extinto o concentrarse en él. Tuve suficientes oportunidades para observar que sus sentimientos eran intensos; pues aún cuando los podía controlar, le era imposible encubrirlos por completo; sin embargo, tenía la facultad de dar a una pasión la apariencia de otra, de modo que resultaba difícil definir la naturaleza de lo que sucedía en su interior; y las expresiones de su rostro podían variar con tal rapidez, aunque ligeramente, por lo que resultaba inútil tratar de escudriñar su origen.

Era manifiesto cómo lo dominaba una angustia incurable; pero nunca pude descubrir si era a causa de la ambición, el amor, el remordimiento o la pena, de uno solo o de todos estos, o sencillamente por un temperamento mórbido, semejante a una enfermedad. Existían circunstancias supuestas que habrían podido justificar su atribución a cualquiera de estas causas; pero como antes dije, éstas eran tan contrarias y contradictorias que ninguna podía considerarse definitiva.

Se supone generalmente que donde hay misterio existe también la perversidad: no sé cómo pueda ser esto, pero es un hecho que en él existía el primero aunque no podría atestiguar los alcances de la segunda —y estaba poco dispuesto, en lo que a él se refería, a creer en su existencia. Recibía mi proximidad con bastante reserva; mas yo era joven y difícil para el desaliento; y, con el tiempo, tuve éxito al entablar, hasta cierto punto, ese vínculo común y esa confianza moderada de los intereses mutuos y cotidianos que crean y cimentan la comunión de empeños, y la frecuencia de encuentros que se llama intimidad o amistad según las ideas de quienes utilizan esas palabras para su expresión.

Darvell había viajado ampliamente; me dirigí a él para que me aconsejara respecto al viaje que pretendía realizar. Era mi deseo secreto que se dejara persuadir para acompañarme; además, era una perspectiva improbable; basada en la vaga inquietud que había observado en él y a la cual daban renovada fuerza el entusiasmo que parecía sentir hacia tales temas y su aparente indiferencia por todo lo que lo rodeaba muy de cerca.

Al principio insinué mi deseo y después lo expresé abiertamente: su respuesta, aun cuando yo la esperaba en alguna medida, me dio todo el placer de una sorpresa: aceptó; y, al término de los preparativos necesarios, comenzamos nuestra travesía.

Después de viajar por varios países del sur de Europa, volvimos la atención hacia el Este, de acuerdo con nuestro destino original; y fue en nuestro recorrido a través de estas regiones que ocurrió el incidente que da ocasión a mi relato.

La complexión de Darvell, que, dada su apariencia, debía haber sido en su juventud más robusta de lo normal, estaba decayendo gradualmente desde algún tiempo atrás, sin que mediara ninguna enfermedad manifiesta: no tenía tos ni tisis; sin embargo, cada día se debilitaba más; sus hábitos eran moderados, no admitía ni se quejaba de fatiga; no obstante, era evidente que se estaba consumiendo: se volvía cada vez más y más silencioso e insomne y, por fin, se alteró de tan notable manera que mi preocupación aumentó de manera proporcional al peligro que yo consideré le amenazaba.

A nuestra llegada a Esmirna, nos habíamos propuesto ir a una excursión a las ruinas de Éfeso y Sardis, de la cual intenté disuadirlo debido a su indisposición —pero en vano: parecía existir una opresión en su mente, y una solemnidad en sus modales que no correspondían con su ansiedad para seguir con lo que yo consideraba un simple viaje de placer, totalmente inadecuado para una persona delicada; pero no me opuse más, y unos días después partimos en compañía únicamente de un guía y un cargador.

Habíamos recorrido la mitad del camino hacia los vestigios de Éfeso, dejando atrás los contornos mas fértiles de Esmirna y nos adentrábamos en esa región inhóspita y deshabitada a través de los pantanos y desfiladeros que llevan a las pocas chozas que aún subsisten sobre las destrozadas columnas de Diana —las paredes sin techo de la cristiandad expulsada y la aún más reciente pero total desolación de las mezquitas abandonadas— cuando la súbita y vertiginosa enfermedad de mi compañero nos obligó a detenernos en un cementerio turco, cuyas lápidas coronadas de turbantes eran el solo indicio de que la vida humana había morado alguna vez en ese yermo. La única caravana que vimos había quedado unas horas atrás; no se podía ver ni esperar vestigio alguno de pueblo o cabaña siquiera, y esta "ciudad de los muertos" parecía ser el único refugio para mi desafortunado amigo, quien se veía próximo a convertirse en su siguiente morador.

En esta situación, busqué por los alrededores un lugar en el que pudiera reposar con más comodidad: al contrario del aspecto usual de los cementerios mahometanos, los cipreses de éste eran escasos, esparcidos sobre toda la superficie; la mayoría de las tumbas estaban derruidas y desgastadas por los años: sobre una de las más grandes y bajo de uno de los árboles más frondosos, Darvell se apoyó, inclinándose con gran dificultad. Pidió agua. Yo dudaba que pudiéramos encontrarla, aunque me dispuse ir a buscarla a pesar de mi desaliento: pero él deseaba que yo permaneciera con él; y volviéndose hacia Suleiman, nuestro cargador, que fumaba con gran tranquilidad, le dijo:

—Suleimán, verbena su— ( o sea, trae un poco de agua) y continuó describiéndole con gran detalle el punto donde podría encontrarla. Era un pequeño pozo para camellos, algunos cientos de yardas a la derecha. El jenízaro obedeció.

Dije a Darvell:

—¿Cómo supo esto?

—Por nuestra posición— repuso —usted debe notar que el lugar estuvo habitado alguna vez y no podría haberlo estado sin manantiales. Además, ya he estado aquí antes.

—¡Usted ya ha estado aquí! ¿Como nunca me lo mencionó? Y ¿qué hacía usted en lugar semejante donde nadie puede permanecer un momento más sin pedir ayuda?

A esta pregunta no recibí respuesta alguna. Mientras tanto, Suleimán regresó con el agua y dejó al guía y a los caballos en la fuente. Parecía que al mitigar su sed Darvell revivió por un momento; y albergué la esperanza de que pudiese continuar, o por lo menos regresar, y lo exhorté a intentarlo.

Él guardó silencio. Parecía poner orden en sus pensamientos antes de esforzarse al hablar.

—Éste es el fin de mi jornada —comenzó— y de mi vida; vine hasta aquí para morir; pero tengo una súplica que hacer: una orden que dar, pues tales deben ser mis últimas palabras. ¿La cumplirá?

—Desde luego; pero tengo mejores intenciones.

—Yo no tengo esperanzas, ni deseos, sino éste: oculte mi muerte a todo ser humano.

—Espero que no se presente la ocasión; usted se recuperará y...

—¡Silencio!, así debe ser: prométalo.

—Sí.

—Júrelo por lo más— aquí pronunció un juramento de gran solemnidad.

—No hay razón para ello, yo cumpliré con su petición; y dudar de mi es...

—No puedo evitarlo, debe usted jurar.

Pronuncié el juramento y eso pareció aliviarlo. Se quitó del dedo un anillo de sello, que tenía grabados algunos caracteres arábigos, y me lo dio.

—En el noveno día del mes — continuó—, precisamente al mediodía (el mes que usted guste, pero el día debe ser ése) usted deberá arrojar este anillo a la fuentes de agua salada que alimentan la bahía de Eleusis. Al día siguiente, a la misma hora, deberá dirigirse a las ruinas del templo de Ceres y esperar una hora...

—¿Para qué?

—Ya lo verá

—¿Dice usted que el noveno día del mes?

—El noveno.

Cuando hice la observación de que el presente era el noveno día del mes, su semblante cambió e hizo pausa. Mientras estaba sentado, debilitándose visiblemente, una cigüeña con una serpiente en el pico se posó sobre una tumba cercana a nosotros; y, sin devorar su presa, daba la impresión de observarnos fijamente. No sé lo que me impulsó a espantarla, pero el intento fue inútil; hizo algunos círculos en el aire y regresó exactamente al mismo lugar. Darvell la señaló y sonrió. Habló —no sé si para sí mismo o para mí— pero las palabras sólo fueron:

—Está bien.

—¿Qué es lo que está bien? ¿Qué quiere decir?

—No importa; usted deberá enterrarme aquí esta noche, y en el punto exacto en que está parada esa ave. Ya conoce usted el resto de mis mandatos.

Entonces procedió a darme algunas instrucciones sobre cómo podría ocultar mejor su muerte. Cuando terminó, dijo:

—¿Ve usted esa ave?

—Desde luego.

—¿Y la serpiente que se retuerce en su pico?

—Sin duda: no hay nada raro en ello; es su presa natural. Pero resulta extraño que no la devore.

Se rió de una manera espectral y dijo lánguidamente:

—Todavía no es el momento.

Mientras hablaba, la cigüeña emprendió el vuelo. La seguí con los ojos un instante: no pude haber tardado más que en contar diez. Sentí aumentar el peso de Darvell, por poco que fuese, sobre mi hombro y, al volver a verlo a la cara, vi que había muerto.

Me impresionó la repentina certeza inconfundible: en pocos minutos su semblante se tornó casi negro. Hubiera podido atribuir ese cambio tan rápido a la acción de algún veneno, si no hubiera estado consciente de que no tuvo oportunidad alguna de tomarlo sin que yo me diera cuenta. El día se acercaba a su final, el cuerpo se descomponía con rapidez. No quedaba nada más que cumplir su petición. Con ayuda del yatagán de Suleimán y de mi propio sable, excavamos una tumba poco profunda en el sitio que Darvell había indicado: la tierra cedió con facilidad: tiempo atrás había recibido un ocupante mahometano.

Cavamos lo más profundo que el tiempo permitió y, arrojando la tierra seca sobre todo lo que quedaba del ser tan singular que acababa de partir, cortamos algunos bloques del césped más verde que crecía en la tierra menos desgastada que nos rodeaba y lo pusimos sobre su sepulcro.

Entre el asombro y la pena, no podía derramar una lágrima.

(Traducción de Luz María Vargas Escobedo. Revisión de Bernardo Ruiz)



--------------------------------------------------------------------------------


No se ustedes pero yo diría que parodia su propia relación con Polidori... y diría que Polidori también lo vió así porque le devolvió la alusión en venganza. Pero ya lo veremos mañana...

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 102 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5 ... 7  Siguiente

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 5 invitados


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

cron
   
     
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com