Fecha actual 21 Nov 2019 6:12

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]




Nuevo tema Responder al tema  [ 115 mensajes ]  Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6 ... 8  Siguiente
Autor Mensaje
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 0:29 
Desconectado
Elektricista
Avatar de Usuario

Registrado: 31 Dic 2007 16:07
Mensajes: 3924
Ubicación: Foro nuevo, vida nueva
Estaba pensando mientras leía la estupenda guía :D que ya son varias veces las que ha salido en esta ópera del mes la obra maestra de Wagner: Tristán e Isolde. Quizá sea por la temática marina por lo que se presta tanto a ello, pero además del apunte sobre la coda de la obertura me gustaría comentar otros dos. En realidad ambos se refieren a la evolución del lenguaje wagneriano. Todo el estilo está aquí, pero en un estado embrionario. El primero ya lo apuntas tú, naietta: la canción del marinero.

<embed src="http://www.divshare.com/flash/playlist?myId=8576317-862" width="335" height="28" name="divplaylist" type="application/x-shockwave-flash" pluginspage="http://www.macromedia.com/go/getflashplayer"></embed>

La técnica de asignar un solo al marinero es común en las dos óperas... pero ¡qué diferente suena esta pieza tan estructurada y cerrada, armónicamente sólida, del desconcertante solo que abre el Tristán!

(No he encontrado youtube :()

La otra se refiere al uso del cromatismo. Fijaos cómo comienza la ópera:

<embed src="http://www.divshare.com/flash/playlist?myId=8576315-543" width="335" height="28" name="divplaylist" type="application/x-shockwave-flash" pluginspage="http://www.macromedia.com/go/getflashplayer"></embed>

con una progresión armónica que acentúa el desconcertante entorno marino. Constante, hacia arriba, que acaba coronada por esas efectivas escalas cromáticas... tan simples para el estilo wagneriano maduro. Pero la idea ya está aquí. Pensad en el Tristán, al principio del segundo acto, después de que Isolde despache a Brangäne: la técnica es la misma. Progresiones armónicas ascendentes y descendentes para remarcar la sensación de inquitud, de espera. Y luego todo el cromatismo subyacente, ya plenamente integrado en el lenguaje armónico, muchísimo más elaborado que las simples escalas arriba y abajo.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=Zwm8cKrJzZE[/youtube]

El sentido teatral wagneriano ya está aquí... lo único que hay de diferencia es cómo evoluciona a pasos gigantescos la técnica musical.

_________________

Zu neuen Taten,
teurer Helde


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 8:13 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Si, ya está todo ahí...un poco primitivo, pero está. Pero no olvidemos que el lenguaje armónico del Holandés no son solo esas escalas hacia arriba y esas escalas hacia abajo. En realidad el cromatismo es a pequeña escala, como ahí, y a gran escala dentro del plan tonal, con decalajes entre las tonalidades de dos cantos en confrontación (si menor-si bemol menor, por ejemplo) o entre escenas "paralelas" en distintos momentos de la obra. De hecho, es bastante mas complejo de lo que me siento capaz de explicar, pero intentaré subrayarlo sin aburrir demasiado durante el resto de la guía.

Me alegro de que te esté gustando.


Edito: aquí, la Canción del Marinero de Tristan und Isolde en la versión de Furt (luego una cantante que a mi me parece bastante decentita continúa un ratillo... ;)

<embed src="http://www.divshare.com/flash/playlist?myId=9280060-9f6" width="335" height="28" name="divplaylist" type="application/x-shockwave-flash" pluginspage="http://www.macromedia.com/go/getflashplayer"></embed>

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 10:35 
Desconectado
Elektricista
Avatar de Usuario

Registrado: 31 Dic 2007 16:07
Mensajes: 3924
Ubicación: Foro nuevo, vida nueva
Gracias por subir la canción del marinero (ayer estaba vaguete :oops:)

_________________

Zu neuen Taten,
teurer Helde


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 18:09 
Desconectado
Maestro de coro
Maestro de coro
Avatar de Usuario

Registrado: 20 Sep 2007 0:45
Mensajes: 518
Ubicación: Al oeste de Kazan
Buff, pedazo de presentación, señorita Naietta. :aplauso: :aplauso: :aplauso: Lo de hacerse un youtube con los leit-motivs de la obertura ya es de nota.

No sé si es bueno asociar la música con imágenes, pero la verdad es que al comienzo de la obertura no puedo dejar de ver (casi hasta oler) el océano, el viento, el agua, el crujir de la madera del barco...

_________________
Fue sin querer queriendo


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 19:00 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
:D

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 19:08 
Desconectado
Patriarca latino de Antioquía
Avatar de Usuario

Registrado: 06 Jun 2007 10:05
Mensajes: 7813
Ubicación: In partibus infidelium
Jarl naietta, voy con la lengua fuera intentando seguirte. Asi no hay quien estudie :lol:


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 19:13 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Voy demasiado rápida? Es que como he empezado tarde.... :lol:

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 22:47 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
2ª escena

Imagen


En la primera escena hemos encontrado al timonel cantando una “típica” canción de marinero. El hombre en el mar piensa en el hogar que le espera, en la mujer que le espera, con añoranza pero con la seguridad de que siempre volverá a ella.

En la segunda escena vamos a pasar de este mundo “normal”, con sus pequeñas añoranzas, sus pequeñas penas, sus amores domésticos, al mundo extraño del Holandés. Repetiremos la canción, si. Pero el Holandés no tiene hogar que le espere. Su viaje es un eterno bucle errante en el que los puertos no se convierten en su hogar sino que le devuelven, como la resaca, al mar eterno. La añoranza de hogar no es de tierra firme, sino de descanso. Y el descanso solo lo podrá encontrar en la muerte, en el fin del bucle, gracias a una mujer que no conoce, y que cree que no existe. La añoranza no es del amor, sino de la idea de esa mujer sobrenatural que pueda meterse en su “balada”, que pueda pasar del mundo real donde los marineros vuelven a casa con cadenas de oro para sus niñas que les esperan hilando, al mundo vacío y horrible del ser maldito, sintiendo piedad por el monstruo y redimiéndole por compasión.

El monólogo del Holandés tiene una estructura aún clásica, empezando con un recitativo acompañado, seguido de un aria central, un arioso de transición y otra sección del aria con coda. Sin embargo, a pesar de la formalidad estructural, la intensidad y el dramatismo ya nos recuerdan a otros monólogos de bajo-barítono posteriores en Wagner.

Escuchamos al conmovedor Holandés de Uhde, en la misma grabación de Knappertsbusch.



Cada paso del holandés es marcado por contrabajos, tuba y fagot, seguido por un motivo sinuoso de las cuerdas que se repite (vamos a llamarle motivo de la ansiedad), mientras el Holandés se mueve dubitativo, con la inestabilidad de quien ha pasado mucho tiempo a bordo.

ImagenMidi ansiedad

Fijaos en esta frase. Concretamente en el segundo compás. ¿Suena…cómo decirlo…demoníaco? Lógico: se articula en una quinta disminuída, o tritono Mi sostenido/Si. Un viejo conocido, también llamado en la época medieval diabolus in musica. Concisión: en su primera aparición en escena, la orquesta ya nos cuenta que es un hombre maldito.

Una progresión ascendente y de final inquietantemente abierto da paso a las primeras palabras del Holandés, sin acompañamiento como pasaba al principio de la canción del timonel:
<table border="0" width="600">
<tr>
<td width="300"> Die Frist ist um,
und abermals verstrichen
sind sieben Jahr'.
Voll Überdruß wirft mich
das Meer ans Land...
Ha, Stolzer Ozean!
In kurzer Frist sollst
du mich wieder tragen!
Dein Trotz ist beugsam,
doch ewig meine Qual!
Das Heil,
das auf dem Land ich suche,
nie werd' ich es finden!
Euch, des Weltmeers Fluten;
bleib' ich getreu,
bis eure letzte Welle sich bricht,
und euer letztes Naß versiegt!
</td>
<td>
<td width="300">El plazo ha vencido,
otra vez transcurrieron siete años.
Lleno de hastío
me devuelve el mar a tierra...
¡Ah, orgulloso océano!
¡En breve plazo tendrás
que soportarme de nuevo!
Tu oposición es pasajera...
pero mi tormento es eterno.
La salvación que busco en tierra,
¡jamás la encontraré!
¡A vosotras,
corrientes de todos los mares,
os seré fiel hasta que
se rompa vuestra última ola
y se sequen
vuestras últimas aguas!
</td>
</td>
</tr>
</table>

Impresionante la presentación del personaje, con esa desesperanza/desesperación, el cansancio y la ira. Los trémolos de las cuerdas nos llevan al aria, marcada por el motivo de la errancia o del viaje incesante, que conocemos de la obertura, alternado con el anhelo de muerte.
<table border="0" width="600">
<tr>
<td width="300"> Wie oft in Meeres tiefsten Schund
stürzt' ich voll Sehnsucht
mich hinab:
doch ach! den Tod,
ich fand ihn nicht!
Da, wo der Schiffe furchtbar' Grab,
trieb mein Schiff
ich zum Klippengrund;
Doch ach! mein Grab,
es schloß sich nicht.
Verhöhnend droht' ich dem Piraten,
in wildem Kampfe erhofft ich Tod.
"Hier," rief ich,
"zeige deine Taten,
Von Schätzen voll sind
Schiff und Boot!"
Doch ach!
des Meers barbar'scher Sohn
schlägt bang das Kreuz
und flieht davon.
Wie oft in Meeres tiefsten Schlund
stürzt' ich voll Sehnsucht
mich hinab.
Da, wo der Schiffe furchtbar Grab,
trieb mein Schiff ich im
Klippengrund:
Nirgends ein Grab!
Niemals der Tod!
Dies der Verdammnis Schreckgebot.
</td>
<td>
<td width="300">Cuán a menudo
me precipité anhelante
en los más profundos abismos del mar:
¡mas, ay, jamás hallé la muerte!
Lancé mi navío contra las escolleras,
allí donde yace
el espantoso cementerio de barcos:
¡mas, ay, mi tumba
no se cerró sobre mí!
Provoqué con burlas al pirata,
y esperé morir en el brutal combate:
"¡Aquí!", gritaba yo
"¡muestra aquí tu fama!.
¡Barco y botes
están llenos de tesoros!"
Mas, ¡ay!, el bárbaro hijo del mar
se santiguó y huyó lejos
aterrorizado.
Cuán a menudo me precipité
anheloso en los más profundos
abismos del mar.
Lancé mi navío
contra las escolleras,
allí donde yace el espantoso
cementerio de barcos:
¡en ninguna parte una tumba!
¡Jamás la muerte!
Ésta es la terrible sentencia
de mi condena.
</td>
</td>
</tr>
</table>

El Holandés nos hace vivir el cruel destino de su viaje incesante, mientras la orquesta nos lo describe. Ha buscado la forma de acabar con este ciclo horrible llamando a la muerte, que le está vedada. La orquesta nos recuerda a las tormentas en las cuales intentó naufragar. Los piratas huyen a la visión del barco (oímos el motivo del Holandés). El viento se arremolina mediante las cuerdas (tempestad), y el condenado sigue errando sin poder descansar en la tumba (anhelo de muerte), única posibilidad de redención para romper el ciclo mil veces repetido. Escuchadle, escuchadle ese Nirgends ein Grab! Niemals der Tod!Dejad que os hable al corazón; su cruel destino tendrá que conmoveros…

La orquesta suspende en el aire su vagar, y pasamos a una frase de transición acompañada con un contenido trémolo de las cuerdas, en el que el Holandés interpela al angel de Dios, que le hizo soñar con la posibilidad de ser salvado, encontrando una mujer fiel.
<table border="0" width="600">
<tr>
<td width="300"> Dich frage ich,
gepries'ner Engel Gottes,
der meines Heils
Bedingung mir gewann;
war ich Unsel'ger Spielwerk
deines Spottes,
als die Erlösung du mir zeigtest an?
</td>
<td>
<td width="300">A ti te pregunto,
bendito ángel de Dios,
que pusiste las condiciones
de mi salvación:
¿fui, desdichado,
juguete de tus burlas,
cuando me anunciabas la redención?
</td>
</td>
</tr>
</table>

Pero el tímido intento de resucitar la esperanza es ahogado por sí mismo, la orquesta se une a su declamación doliente, que recuerda al recitativo inicial.
<table border="0" width="600">
<tr>
<td width="300"> Vergeb'ne Hoffnung!
Furchtbar eitler Wahn!
Um ew'ge Treu' auf
Erden - ist's getan!
</td>
<td>
<td width="300">¡Inútil esperanza!
¡Vana y terrible ilusión!
¡No existe en la tierra
la fidelidad eterna!
</td>
</td>
</tr>
</table>

El golpe de timbal es seguido de unos acordes oscuros que desembocan en la nueva estrofa del aria (Molto passionato –como no podía ser menos-), y a la desoladora coda.
<table border="0" width="600">
<tr>
<td width="300"> Vergeb'ne Hoffnung!
Furchtbar eitler Wahn!
Um ew'ge Treu' auf
Erden - ist's getan!
Nur eine Hoffnung soll mir bleiben,
nur eine unerschüttert stehn:
so lang' der Erde Keim'
auch treiben,
so muß sie doch zugrunde gehn!
Tag des Gerichtes! Jüngster Tag!
Wann brichst du an in meine Nacht?
Wann dröhnt er,
der Vernichtungschlag,
mit dem die Welt zusammenkracht?
Wann alle Toten auferstehn.
Dann werde ich in Nichts vergehn.
Ihr Welten, endet euren Lauf!
Ew'ge Vernichtung, nimm mich auf!
</td>
<td>
<td width="300">¡Inútil esperanza!
¡Vana y terrible ilusión!
¡No existe en la tierra
la fidelidad eterna!
Sólo me queda una esperanza,
sólo una, pero siempre inalcanzable:
mientras la vida aliente en la tierra,
jamás se cumplirá.
¡Día del juicio!
¡Día primero y nuevo!
¿Cuándo romperás en medio de mi noche?
¿Cuándo sonará
el golpe exterminador,
con el que saltará en pedazos el mundo?
Cuando todos los muertos resuciten,
entonces me sumiré en la nada.
¡Oh, mundos, cesad vuestro curso!
¡Eterna aniquilación, hazme tuyo!
</td>
</td>
</tr>
</table>

La apoteosis de su plegaria nihilista se extingue en el silencio, mientras deja caer la cabeza, hundido. Y la tripulación del barco fantasma, unidos por el mismo sino, primero en mi menor y después en mi mayor, repiten su última frase quedamente: “¡Eterna aniquilación, hazme tuyo!!!”. Las cuerdas trazan una frase nostálgica, que conduce a la repetición del motivo del Holandés.


¿No os emociona? Yo es que me pongo muy Senta.

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 23:15 
Desconectado
Div@
Div@

Registrado: 25 Ene 2006 3:12
Mensajes: 1457
Ubicación: Bastante lejos
Ahora podrías poner a Hotter en los 40 para una versión casi opuesta del monólogo. :wink:

Es cierto que la estructura de recitativo, aria, etc, que comentas existe. Pero creo que Wagner consigue superarla y crear todo un número unitario.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 23:19 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Mañana cuando cierre los timoneles en el hilo de personajes, empezamos con el Holandés, Hotter, London, Uhde y otras glorias. :)

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Nov 2009 23:20 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Acerca de lo que comentábamos en el hilo de presentación sobre la unidad del Holandés, y particularmente del monólogo.

La estructura es ABA con coda y eso queda bastante claro. A lo que me refería con esa sensación de desigualdad.... o mejor de caos (que dramáticamente funciona perfectamente y que además le dá al monólogo "entidad de monólogo") es a esa sensación de que los temas principales son muy distintos entre ellos, que cambia bruscamente de un ritmo a otro, con "finales" de cada bloque de la estructura inesperados; ni la repetición "clásica" de frases es la típica en un aria. Hasta el final es raro, abierto, con un cambio de tonalidad inesperada....hasta que lo cierra el coro de espectros.

Vamos, que es un monólogo "cromático" :D

No se si me explico. Probablemente no :lol:

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 11 Nov 2009 18:55 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Os transcribo un extracto de los "Pensamientos de Wagner con respecto a la caracterización de los personajes de El Holandés Errante", concretamente lo que hace referencia al monólogo del Holandés.

A mi me llamó mucho la atención como cada movimiento, cada gesto, está contemplado en la música.

Wagner escribió:
La apariencia externa de éste personaje ya ha sido indicada con adecuada precisión. Su primera aparición es extraordinariamente seria y solemne: sus primeros pasos dubitativos en tierra firma pueden presentar un contraste característico con la insólita rapidez del barco moviéndose en las aguas. Durante las notas bajas de la trompeta (Si menor) al final de la introducción el pisa sobre una plataforma colocada por la tripulación, de la borda a un saliente rocoso de la costa: la primera nota del ritornello del aria (el Mi sostenido en los contrabajos) corresponde al primer paso del holandés en tierra. Su desplazamiento lento y deliberado, típico de los marinos cuando pisan tierra después de un largo viaje, se acompaña de la figura ondulante en los cellos y las violas. En el primer tiempo del tercer compás da un segundo paso, todavía con los brazos cruzados y la cabeza gacha; el tercero y el cuarto paso corresponden a las notas análogas en los compases octavo y décimo. De aquí en adelante el intérprete puede dejar que sus movimientos sean guiados por su interpretación, pero nunca debería ser tentado por un ritmo rápido de movimientos; serían mas adecuados una cierta compostura adusta, incluso en contraste con la más apasionada expresión de su dolor y desesperación interior.

Las primeras frases vocales deberían cantarse de un modo completamente desapasionado, y al mismo tiempo absolutamente fatigado (y casi exactamente in tempo, como debería ser todo el recitativo). A las palabras de angustia amarga: “Ha, stolzer Ozean!” etc, aún no rompe a una pasión verdadera; mejor, debería volver su cabeza parcialmente atrás, hacia el mar, con un gesto de desprecio terrible. Durante el ritornello – después de “doch ewig meine Qual”- baja la cabeza, triste y cansado; canta las palabras “euch, des Weltmeers Fluten” etc, mirando directamente hacia el frente. Para el acompañamiento gestual del Allegro (“wie oft in Meeres tiefsten Grund”) no restringiría mucho los movimientos del cantante, aunque éste debería tener aún en cuenta mi instrucción general de mantener cierta tranquilidad exterior incluso mientras anima su interpretación vocal con la pasión más ardiente y las emociones mas dolientes: un sencillo, no demasiado amplio, movimiento del brazo o la mano deberían ser suficientes para acompañar los acentos más fuertes de la linea vocal. Incluso las palabras “Niemals der Tod, nirgends ein Grab!” , que deberían ser acentuadas muy poderosamente, son aún parte de un relato descriptivo, indirecto, de sus sufrimientos- aún no una demostración directa de su desesperación actual como tal. Sólo llega a esto último en lo que sigue, para lo que la máxima energía en la acción visible debería reservarse. En la repetición de las palabras “Dies der Verdammnis Schreckgebot!” ha inclinado algo su cabeza y su postura. Permanece en esta posición durante los primeros cuatro compases del postludio orquestal; después con el trémolo de violín en Mi bemol del quinto compás cae en un estremecimiento escalofriante, cierra los puños de sus manos, mantenidas abajo, y sus labios tiemblan cuando finalmente empieza la frase “Dich frage ich” etc. (su mirada fija aún girada hacia el cielo).

La invocación completa al “angel del Señor” debería ser ejecutada en la posición indicada, con una expresión terrorífica en la voz, pero sin ningún cambio perceptible en la postura, excepto en aquellos puntos en que la interpretación demande algún movimiento ligero. Debemos ver ante nosotros un verdadero “ángel caído”, quien, en su condición atormentada, desahoga su furia ante el poder celestial absoluto. Pero al final, con las palabras “Vergebne Hoffnung” etc., se da total expresión a todo el poder de su desperación: se yergue con rabia, y, con gestos del dolor más enérgico (su mirada aún dirigida al cielo), desecha de un empujón toda esa “esperanza vana”. No quiere oir mas de la salvación prometida, y colapsa como aniquilado completamente (a la entrada de los timbales y los contrabajos). Con el regreso del Allegro-ritornello sus facciones se reaniman, como con una última esperanza desesperada: la esperanza en el Apocalipsis que acabará con su condena.

Esta coda-Allegro requiere la más aterradora energía en la producción vocal así como en la expresión gestual- porque todo es cuestión aquí de un efecto inmediato. Pero el cantante debe aún hacer posible la percepción de toda esta sección, por muy enérgica que haya sido la interpretación, como la culminación de la energía de toda la escena, que encuentra su clímax en las palabras “Ihr Welten! Endet euren Lauf!” etc. Aquí la sublimidad de la expresión debe alcanzar su cumbre. Tras las últimas palabras, “ewige Vernichtung, nimm mich auf!”, el intérprete permanece en posición erguida, fija, imponente, como una estatua, durante la parte en fortissimo del postludio; solo con la aparición del piano, y la canción apagada desde la cubierta del barco, empieza a suavizarse la rigidez de su actitud. Comienza a bajar sus brazos; con los cuatro compases de expressivo en los primeros violines agacha la cabeza, exhausto, y durante los últimos ocho compases se tambalea hacia los acantilados rocosos de uno de los lados; inclina la espalda contra ellos y permanece allí por largo tiempo, con sus brazos cruzados sobre su pecho.

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 11 Nov 2009 20:05 
Desconectado
Elektricista
Avatar de Usuario

Registrado: 31 Dic 2007 16:07
Mensajes: 3924
Ubicación: Foro nuevo, vida nueva
naietta escribió:
A mi me llamó mucho la atención como cada movimiento, cada gesto, está contemplado en la música.


Otra de las obsesiones de Wagner: jugar a director de escena. Aquí en la partitura todas estas indicaciones probablemente no estarán, pero en obras posteriores irá incluyendo más y más acotaciones escénicas y éstas irán subrayadas por la música (pantomima del primera acto de Tristán, por ejemplo).

(Los ensayos del primer Anillo y del Parsifal debieron de ser terroríficos para los intérpretes :lol:)

_________________

Zu neuen Taten,
teurer Helde


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 11 Nov 2009 23:58 
Desconectado
Pulpo de garaje
Avatar de Usuario

Registrado: 30 Ene 2008 0:01
Mensajes: 4213
Ubicación: Porque sueño, yo no lo estoy
Aunque todo esto no está, el Holandés está también plagado de anotaciones casi en cada compás. Efectivamente, tuvo que ser terrorífico :lol:

_________________
En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen, la gran mayoría se roncan. Enrique Jardiel Poncela.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 13 Nov 2009 1:34 
Desconectado
Maestro de coro
Maestro de coro
Avatar de Usuario

Registrado: 20 Sep 2007 0:45
Mensajes: 518
Ubicación: Al oeste de Kazan
naietta escribió:
¿No os emociona? Yo es que me pongo muy Senta.


Pues sí, pero uno de los problemas que tiene esta Ópera del Mes es que está tan bien expuesta que es difícil meter baza. Vaya un gran +1 al gran post.

A mí me gusta mucho el monólogo. Destacaría esa mezcla de sensaciones del inicio (cansancio, desesperanza, además de seguir mostrando el carácter fantasmal y terrible del Holandés). Este primer compás es una de las pocas cosas que se pueden cantar en esas noches en las que vuelves a casa a las tantas, con la voz de bajo destrozado y un cromatismo natural en la entonación debido al entucimiento de lengua, paladar y otros emisores y resonadores. Les recomiendo que lo prueben.

El coro interno del final, fantasmagórico, esquelético, en pianísimo, también me encanta: ese cambio del tono menor al tono mayor, para venir a decir algo así como "Por favor, matadnos"... Si es que a veces tampoco hay que complicarse, con tan poco se consigue tanto si se tiene talento...

_________________
Fue sin querer queriendo


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 115 mensajes ]  Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6 ... 8  Siguiente

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

   
     
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com