Fecha actual 20 Jun 2019 3:11

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]




Nuevo tema Responder al tema  [ 6 mensajes ] 
Autor Mensaje
 Asunto: El Barberillo de Lavapiés, T. Zarzuela, marzo-abril 2019
NotaPublicado: 31 Mar 2019 18:57 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2010 23:50
Mensajes: 3296
Ubicación: Calle Mossén Femades
Una de las grandes zarzuelas del repertorio regresaba al Teatro de la Zarzuela, y con esa música tan extraordinaria era un delito perdérsela. Hace unos años pudimos disfrutarla en San Lorenzo de El Escorial, en versión concierto. Ahora casi igual. La ausencia de atrezo (no es una metáfora, es literal, ni una triste silla) la dejaba, como mucho, en semiescenificada. Unos bloques negros que se movían es todo lo que dio de sí la mollera de su creador, Alejandro Andújar, que sin embargo volcó todos sus esfuerzos en el vestuario, que fue esplendoroso. Al menos no metió morcillas, ni situó la escena en la guerra de Chechenia o en un ballenero islandés.

Los cantantes estuvieron muy implicados, transmitiendo la comicidad de la obra, la gran calidad de sus versos (no los escribió un cualquiera) y a la vez la gran carga crítica del texto. Un ejemplo de cómo no hay que adaptar nada para que algo sea de gran actualidad. Y es que cientos de años después, nada hay nuevo bajo el sol. Borja Quiza lució su voz poderosa, a veces demasiado, todo en forte. En su dúo "No hay que quitar los hilvanes" metió un pequeño gallo en una nota aparentemente fácil, así que es posible que fuera un resbalón al tragar. Pero es un papel que le va muy bien, lo disfruta y lo transmite. Cristina Faus empezó bien en su romanza de entrada pero se fue apagando poco a poco, como los faroles de Sabatini, acabando muy justa de voz. No la conocía pero me gustó mucho María Miró, la Marquesita, muy musical y agradable al oído; y quizá (no Borja) el más flojo fuera Javier Tomé como Don Luis. Tanto la orquesta como los coros sonaron muy bien; nada mejor para pasar una tarde muy agradable y divertida despidiendo el odioso horario de invierno.

El conjunto es para aficionar a la gente a la zarzuela. Teatro lleno y bastante gente joven, incluso niños.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: El Barberillo de Lavapiés, T. Zarzuela, marzo-abril 2019
NotaPublicado: 08 Abr 2019 10:32 
Desconectado
Maestro de coro
Maestro de coro
Avatar de Usuario

Registrado: 22 May 2006 12:21
Mensajes: 499
Ubicación: Madrid
Función del domingo día 7 de abril.
Primer reparto: Borja Quiza, Cristina Faus, María Miró, Javier Tomé.
Teatro abarrotado, hasta las butacas sin visibilidad de arriba estaban ocupadas.

El Barberillo De Lavapiés es una obra imperecedera, la partitura es una maravilla y casi siglo y medio después de su estreno los textos siguen siendo actuales.

José Miguel Pérez-Sierra llevó la orquesta a muchísima velocidad, especialmente en los inicios de acto, y supo plasmar perfectamente tanto el carácter popular de las danzas y partes de la pareja cómica como el estilo más italianizante de las de la pareja noble. Muy bien.
El coro, como viene siendo habitual, implicado y solvente.

El cuarteto protagonista muy competente, con sus cosillas cada uno. Borja Quiza se lleva la golosina del papel de Lamparilla, que borda en el terreno actoral sin hacerlo pesado, e impone en lo vocal, sólo le achacaría algunos cambios de color cuando tenía que aligerar la voz.

Alfredo Sanzol es el responsable de la puesta en escena y la adaptación del libreto. Tampoco me lo conozco al dedillo, pero no parece haber habido muchos cortes en los diálogos hablados.
En el empeño del Teatro de la Zarzuela de hacer las obras más atractivas y accesibles a nuevos públicos y quitarles lo rancio, ha optado por un escenario vacío en el que unos gigantes paneles negros se iban moviendo creando los distintos ambientes. El movimiento de estas paredes da dinamismo a la zarzuela y es capaz de ambientarla perfectamente. Pongo el ejemplo de la huida de Paloma y la Marquesita, perfectamente resuelta.

Esta negrura y una estudiada iluminación lo que hacían era destacar un vestuario colorido y extraordinario. El efecto es muy atractivo visualmente.

En cuanto a la dirección de cantantes/actores, de primera, con sentido teatral, comicidad y sin un momento de monotonía.

¿Qué no me ha gustado? La coreografía. Por mucho que Antonio Ruz sea premio nacional de danza, su mezcla de aires populares con baile contemporáneo no me ha convencido. Ahí sí que me salió la vena conservadora y hubiera preferido unos "coros y bailes" a la manera clásica. Sí, un cuerpo de baile muy vistoso y que se movía mucho, pero no me gustaba lo que bailaban.

Es un espectáculo de calidad, hay nivel artístico, energía, vitalidad, vistosidad. Atractivo para todos los públicos.
La función de los domingos, con eso de ser a las seis, suele estar llena de público bastante mayor, pero esta vez se podía ver variedad de edades.

Están vendidas casi todas las entradas para las siguientes funciones. Nosotros intentamos comprar para mi suegra y sólo quedaban entradas de visibilidad baja, así que si alguien tiene intención de ir que se dé prisa en comprar. Y, de todas formas, el día 12 de marzo el Teatro De La Zarzuela retransmite este Barberillo por Facebook Live, Youtube y la propia web del teatro.

Ah, sí que hay atrezzo. En concreto, sillas: La silla de manos en la que se llevan a Lamparilla y en las que se sientan las costureras :)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: El Barberillo de Lavapiés, T. Zarzuela, marzo-abril 2019
NotaPublicado: 10 Abr 2019 0:20 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2010 23:50
Mensajes: 3296
Ubicación: Calle Mossén Femades
Cierto, las sillas. Me olvidé.
Quizás me despistara que se utilizaran para el menester para el que fueron creadas.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: El Barberillo de Lavapiés, T. Zarzuela, marzo-abril 2019
NotaPublicado: 11 Abr 2019 1:41 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 21 May 2009 16:34
Mensajes: 4816
Tras el jolgorio y euforia juveniles de las funciones de La Verbena de la Paloma por el proyecto Zarza, le tocaba el turno a otro de los títulos más emblemáticos del género lírico: El Barberillo de Lavapiés, del maestro Barbieri. Se dice que es de las zarzuelas que más han influido para dar al género la forma que hoy tiene. Del casticismo madrileño decimonónico pasamos al folclorismo del Madrid goyesco. Y la popularidad de esta obra ha llenado el teatro, colgando el cartel de "No hay billetes" en casi todas las funciones.

Es una obra que si bien transcurre en un momento histórico determinado, el debate sobre qué político conviene, la división que la política produce en el pueblo y las diferencias de clases siguen ocurriendo hoy en día tanto como en 1777, siendo una obra con un mensaje universal. Tal vez ese ha sido el motivo de la enorme austeridad de la puesta en escena de Alfredo Sanzol, que presenta la obra en un escenario prácticamente desnudo y oscuro, con unas paredes negras que se mueven durante toda la obra formando calles, muros según convenga a la obra. La ausencia de decorados o iluminaciones sugestivas hace pensar en atemporalidad, querer hacer conectar la obra con el público del siglo XXI. La ausencia de ambientación choca con el clásico y rico vestuario goyesco, que nos recuerda en qué época nos encontramos. Ese contraste termina por chocar hasta el punto de que puede llegar a aburrir por momentos. De hecho, un telón negro y pesado es el que da la bienvenida al público en cada función. Y es el vestuario, sumado a las actuaciones lo que terminan de transmitir lo que la casi inexistente puesta en escena no puede. Los vivos colores de los trajes dieciochescos y también las danzas coreografiadas por Antonio Ruz, vistosas y espectaculares pero no del gusto de buena parte de público que esperaba unas danzas más clásicas son los que nos meten de lleno en esta obra.

José Miguel Pérez-Sierra dirigió a la orquesta con energía y tiempos ágiles, que ayudaban al drama, aunque a veces un poco tendentes a la pomposidad en alguna danza; siendo una buena dirección orquestal que recibió muchos aplausos, que extrajo una riqueza de sonidos muy líricos de la orquesta del teatro.

Borja Quiza es el triunfador absoluto de este reparto, con una gran creación del personaje de Lamparilla. La voz está en buena forma y se deja oír por la sala, con un espectacular agudo prolongado en ¡No seas tirana! en el dúo con Paloma. Y si vocalmente cumplió con la partitura, su caracterización aún fue mejor, ya que es un buen actor con una divertida vis cómica.

Cristina Faus tiene una preciosa voz aterciopelada, siendo una gran Paloma. María Miró como la Marquesita estuvo a su mismo nivel vocal y con una graciosa interpretación de la aristócrata. El dúo de ambas en el final fue uno de los mejores momentos de la noche. Un tanto insuficiente el Luis de Haro de Javier Tomé, con una zona aguda que le daba algún apuro, pero compensada con su actuación. En cambio Abel García fue un excelente Pedro de Monforte, con una gran voz de bajo profundo.

La función ha sido enormemente disfrutada por el público, tanto por la popularidad de la obra como por el alto nivel musical, pese a los contrastes de la puesta en escena, que ha generado alguna división de opiniones. El próximo viernes 12 será transmitida por internet a todo el mundo, que podrá sumarse al disfrute que han dado estas funciones al público madrileño.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: El Barberillo de Lavapiés, T. Zarzuela, marzo-abril 2019
NotaPublicado: 12 Abr 2019 0:42 
Desconectado
Div@
Div@
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Sep 2009 1:35
Mensajes: 1477
Este texto y esta música hace tiempo que están más allá del bien y del mal. Conforman una joya absoluta de la música española. Ahora que zozobran muchos de los fundamentos nacionales, es un gustazo volver los ojos y los oídos hacia aquellos grandes nombres que, con espíritu crítico, buscaron la regeneración y el progreso sincero a través del Arte. Barbieri fue, es y será uno de esos grandes prohombres que se significaron por su generosidad patriótica, enfocada en su caso en el campo de la música. Por desgracia, a la mayoría de los españolitos les sonará a defensa central de la selección italiana, del Milán o de la Juve.

El primer reparto tiene gracia escénica en la pareja protagonista, aunque el canto de Quiza y Faus es mayormente duro y agarrotado. La pareja aristocrática formada por María Miró y Javier Tomé no pasa de la hidalguía en el caso de ella y de lo plebeyo en el de él. Y Pérez Sierra demuestra una vez más que para este repertorio decimonínico no vale. Ya destrozó hace unos años un programa doble Barbieri/Gaztambide, y en esta ocasión, sin descender al abismo de entonces, ha resultado bastante plomizo y cansino. Meter decibelios y velocidad no es sinónimo de tensión teatral ni de brillantez.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: El Barberillo de Lavapiés, T. Zarzuela, marzo-abril 2019
NotaPublicado: 12 Abr 2019 11:28 
Desconectado
Primer atril
Primer atril
Avatar de Usuario

Registrado: 14 Mar 2017 11:08
Mensajes: 194
Pues sí, estuve ayer viendo esta función y suscribo lo dicho por los foreros precedentes: una preciosidad de zarzuela que te hace disfrutar de verdad. Siempre se le puede poner alguna pega a la escenografía, o a la dirección musical, etc, pero en conjunto un éxito total y un rotundo ¡bravo! a los responsables del teatro por haber programado esta belleza de obra.

PD: El precio de una butaca de patio, bien centrada, era de 40 euros. En el Teatro Real por eso mismo te levantan 240 euros. ¡Menos mal que el teatro de la Zarzuela no cayó en las garras del Marqués!

Saludos


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 6 mensajes ] 

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

cron
   
     
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com